Pensamiento, fraseo e improvisación: la comunicación…

Componer un pensamiento válido y potente desde la parte irracional es totalmente analizable. Hay bastantes temas que me interesan, como escritor el tema de la palabra, su misticismo según Benjamin, su estética, basada en ser lo más exacta posible, dentro del conjunto global del significado del texto o discurso en el que está sumergida, flotando, pero con otras palabras en las que apoyarse…

Cuando le llamas a un mueble con cuatro patas y un respaldo que sirve para sentarse silla, existe una magia y un misticismo absoluto. Cualquiera entiende el significado de la palabra, pero ni el sujeto con la imaginación más desarrollada, sabe cómo es esa silla, ni su vínculo emocional con el discursante, y mucho menos la historia de ese mueble. Pero entiende perfectamente el discurso del hablante. ¿Cómo puede suceder algo tan mágico, y que las personas que mantienen  diálogos diarios, no lleguen a preguntárselo en ningún momento?

El saber no se puede definir, uno conoce más o menos comparándolo con lo que desconoce. La posible exactitud en el lenguaje, hace que un sujeto sea más fiable o menos…

La revolución del arte también se basa en su lenguaje… todo gran artista, ha de trabajar con su propio lenguaje, y cuánto más fiel sea a sus sentimientos mejor será su arte… reflejar sentimientos es realmente la complejidad de la creación… siempre pensamos que lo armónico y claro es sencillo de realizar… los grandes oradores se han expresado con sencillez y han sido entendidos por un amplio público.

La relajación mental, no siempre es el camino para ser exactos utilizando el lenguaje y  la creación. Depende de las costumbres del autor, se manejará mejor con relax o en tensión.

La palabra, siempre es o debe ser divina. Hablar, expresarse, en sí es ya trascendental. El lenguaje universal, incluido el arte y el sexo, no necesita traducciones. Todas las lenguas son similares… la lucha que tiene la población por aprender idiomas, es lógicamente, por querer que una lengua individual impere en los contenidos de las empresas o en sus decisiones. Yo, soy yo y mis circunstancias… la economía es ella y sus circunstancias. Las ciencias económicas, deberían ser el principal saber en la edad adulta. En este mundo, impera la economía y las telecomunicaciones. La economía tiene vida propia… va creciendo o decreciendo por circunstancias incognoscibles… se ha hablado mucho, sobre las causas de las repetidas crisis económicas del siglo XX y del siglo XXI, pero en realidad la economía tiene más de casualidad que de causalidad… en sus aconteceres vitales. Las telecomunicaciones, se basan en el lenguaje y su retórica… y de ello hacen su propia perfección y entretenimiento para un público que quiere espectáculos continuos ante la hipertrofia de la vida dañada.

La pregunta correspondiente es la que sigue: ¿Tiene sentido hoy en día una vida de contemplación y autoconocimiento? Para la gran mayoría no. Ellos siguen a otros que siguen a otros, que quizás siguen ideas y sensibilidades pre programadas. ¿Ser autónomo y  poseer ideas y pensamiento propio merece la pena?

Quizás, haya alguien, que para responder a esta cuestión solo necesite cinco líneas, yo creo que es lo suficientemente relevante este tema como para alargarse algo más.

Estamos en la era de la imagen y no en la de la palabra. Las imágenes son mensajes, ideas, incluso a veces se refieren a conceptos concretos. La era de la imagen es vacía, al estilo del pensamiento de Lipovetsky. El común de las imágenes que parecen vacías, las forman un contenido totalmente olvidable y una forma confundible. Pero, no por ello, la imagen a la fuerza ha de ser vacía. Las imágenes que imperan en nuestra sociedad son vacías. Si vivimos en la era de la imagen, y estas son vacías, quizás sí que moramos  en la era del vacío.

El reto, es intentar llenar ese vacío. Para hacerlo, se necesita que sea individualmente, la forma en que se complete la forma de un contenido relevante. O sea, que es necesaria para ello la contemplación, el estudio interior y el consiguiente acto creativo.

La comunicación efectiva, dependerá completamente de la exactitud del lenguaje utilizado. La comunicación, utilizada desde la micro comunidad, madre-hijo, hasta la macro comunidad, comunicación entre diferentes estados, es de vital importancia, para la salud en el entendimiento de una humanidad herida a muerte, por la falta de comprensión entre sus agentes.

La vida, aparte de depender de las clásicas necesidades vitales, comer, dormir y reproducirse, también lo hace de la comunicación de los componentes de nuestra especie. Si no conoces las artes de la buena comunicación, puedes fallecer, y seguro vivir mal.

La composición, estéticamente agradable,  gana adeptos. Se puede componer con consistencia en todos los aspectos de la vida… todo los aspectos que forman la vida se pueden componer al antojo de cada individuo. La composición, puede provenir tanto de nuestra vertiente racional como de la irracional. Aunque, nuestra parte irracional, determina nuestra racionalidad.

Una buena composición se caracteriza, por su buena relación holística interna. El experto en poesía, hace que todos los puntos visibles e invisibles del poema, sean y tengan una relación armónica entre sí. Entonces, es cuando le puede administrar al lector u oyente las sensaciones, nunca sobrantes, de un éxtasis estético. La verdad y la mentira, no tienen  nada que ver con un lenguaje perfecto y exacto, por lo tanto interesante. La verdad y la mentira son valores éticos, y la ética no debe ser relevante en la buena comunicación, o para ser más concisos, en la comunicación perfecta y epistemológicamente rentable, que no quiere decir verdadera.

Quizás me tachéis de sofista, pero analizados los diferentes puntos de vista sobre expuestos, y muchas veces contrarios, que transcurren en el camino de la historia de la filosofía, la historia de la ciencia y las historias de las diferentes artes, ¿dónde podemos colocar alguna verdad? Cuál es la verdad última. ¿Realmente el contenido y la forma, en el lenguaje y en la comunicación, hacen para cada individuo de nuestra especie su verdad última?

El pensamiento y el lenguaje,  son dos herramientas  comunicativas. El pensamiento es lenguaje… pero se utiliza para hablar con uno mismo. Los pensamientos deberían ser íntimos y personales. La gran desconfianza entre los miembros de la comunidad humana, es por no saber si entre lo que  habla y lo que  piensa un sujeto, existe una igualdad, o por lo menos una equivalencia. Y mucho menos, entre lo que se habla y lo que se siente. ¿Cómo puedes fiarte de la humanidad con lo que ha sido su historia?

Los políticos, utilizan el lenguaje para su provecho absoluto. No son fiables. Los artistas contemporáneos, utilizan el lenguaje, ya sea pictórico, sonoro, espacial, para mostrar sus inquietudes, sentimiento, obsesiones, contradicciones… si son sinceros o no, es importante, pero no determina la calidad que produce la impresión de sus obras en el espectador.
¿Cuál debería ser la enseñanza principal para nuestros niños? Aprender a aprender a expresarse, utilizando la disciplina que sea, o sea, mediante todas las disciplinas. Si los niños, tuviesen la capacidad de aprender a expresarse correcta y subjetivamente, mediante el método que necesiten en cada momento, la sociedad futura ganaría mucha solvencia interior.

Los artistas, expresan su propia realidad tal como la perciben. En los espectadores amantes del arte, las obras de los artistas son un referente estético y ético, un ejemplo para observar y percibir la vida subjetivamente. Los artistas, aparte de ser unos sujetos obsesivos, que en la mayoría de los casos le dan más importancia a su obra que a su misma vida, son o deberían ser, sin proponérselo, educadores de la estética de la población. Además de estética, de forma intrínseca, la educación es ética y epistemológica.

 

Bajo mi punto de vista, la estética es la disciplina fundamental a cultivar, tanto individual como  socialmente. El lenguaje, más que utilitario debería ser estético. ¿Cuándo se percibe mejor un mensaje oral o escrito? Cuándo la forma de formularlo es interesante, o bella, o cuándo la forma remueve la sensibilidad. ¿Cuál es el arte del orador o del buen escritor?, el expresarse bien estéticamente. A quién no le ha pasado que una asignatura estudiada, que a priori no le parecía interesante, durante la docencia de tal profesor, se ha vuelto apasionante e imprescindible. Y una asignatura que le interesa a priori, se vuelve aburrida y monótona. Se debe, a la forma estética del docente al expresarse y utilizar el lenguaje.

Cualquier contenido puede ser interesante dependiendo del interés que produce su forma.

La comunicación, consiste en la transmisión y comprensión de un mensaje entre dos o más personas. Cuantos más individuos se comuniquen a la vez y sobre el mismo tema, más complicado es que el mensaje no se distorsiones, o que el contenido del mensaje se difumine y entre en el surrealismo. El surrealismo, forma parte de la vida de las personas. Es una parte de la realidad. La realidad a veces es mágica, otras es abstracta y otras parece entrar dentro del mundo del surrealismo. ¿Realmente existe la realidad? ¿La comunicación entra dentro del ámbito del mundo real? Está formado por ideas. Y el mundo de las ideas, según Platón, está fuera del mundo que nosotros conocemos. Aunque, todo concepto o palabra, se refiera a un objeto en concreto. El concepto o palabra está en nuestro mundo, que es lo que poca gente duda que es real.

Cuando una persona medita sobre la realidad profundamente, las dudas empiezan a llegar. ¿Cómo puede ser que la realidad para cada persona sea diferente? ¿Cuál de todas ellas es la verdadera? El escepticismo, es una actitud ante la vida muy en boga estos cincuenta últimos años. A parte, puede entrar dentro de lo que me parece que puede ser el sentido común.

 

No creo en las verdades absolutas, la irrealidad es como la paradoja, está inmersa en la condición humana. La locura, muchas veces tiene tantos aspectos de verdad como de mentira, lo que pasa es que el enfermo amplifica sensorialmente esos elementos. ¿Dónde están los psicólogos y psiquiatras competentes para captar las inquietudes del enfermo? Las inquietudes y su contenido solo las conoce el sujeto que las siente. Son incognoscibles en toda su magnitud por la otredad.

 

El estrés es enemigo de la buena comunicación… ¿quién, estando nervioso, dice las cosas como querría decirlas en una estado armónico? De ese estrés a la locura, hay un trecho muy corto. La vida, como el lenguaje es un caminar, y mientras se vaya cursando se gana en experiencia… por lo tanto en sabiduría.

Leyendo y viviendo, se logra transmitir un mensaje mejor. Escuchar hablar con propiedad, sirve como ejemplo para la buena acción comunicativa. El no saber escuchar, depende a veces de la autoestima baja, otras del ego exagerado. La gente, que como decía Aristóteles, que vive buscando el término medio, aprende a escuchar con eficacia, que es vital para la salud individual y social, pero las situaciones sociales, vivirlas en el término medio  es casi imposible.

 

Cuando un mensaje, además de claro, es estéticamente interesante, el que lo recibe entra en interés por él… en el mejor de los casos, le saca partido, diseccionando el mensaje, tanto emotivamente, como en su forma y contenido, o en un posible diálogo. Los mensajes, una vez fuera del emisor, su destino, libertad y consecuencias son incontrolables. Es el motivo, de que en algunos regímenes dictatoriales, se ha prohibido hacer a la población culta y crítica… sus mensajes son demasiado peligrosos para el bienestar social, o sea, gubernamental. A los países llamados democráticos,  tampoco les interesa un pueblo culto e intelectualmente autónomo… la sociedad, ha de ser una masa en la que no circulen interiormente demasiados mensajes, y los que lo hagan han de estar controlados.

 

La magnitud de la tragedia radica en la mala comunicación. Debería haber una asignatura, en la educación de la infancia en las escuelas, que tratase sobre la comunicación interpersonal. Siempre pensé, que cuando das con algo que te gusta te interesa y te da placer, después actúas en relación a dicho gusto y placer, luego la comunicación que genere eso que gusta, será mucho más efectiva, fértil y provechosa. El interés, produce una cierta manera de relacionarse con el mundo. Las relaciones interpersonales, son trascendentales para la vida humana.

 

En el arte, el mensaje frecuentemente se distorsiona en el paso de la obra al espectador. Pero no importa, lo que no varía es la transmisión de la estética de la obra, que realmente es lo interesante en una obra de arte. La estética en una obra tanto puede estar contenida tanto en la forma como en el contenido. No tiene más valor una obra, en la que la importancia de su mensaje se halle en el contenido, como tampoco si su valor es en la forma. Existen obras, en que su mensaje está en ambas partes.

 

Los espectadores, o sea, los perceptores del mensaje de una obra de arte, han de estar abiertos a ser removidos sensiblemente. Si no es así, significa que el mensaje  no es suficientemente contundente. Le falta ser más trabajado, aunque sea desde el subconsciente de su autor.

 

Algunos intelectuales han pensado, ¿qué importa cuál es el mensaje si está bien formulado? Realmente, cualquier argumento puede ser interesante si está bien compuesto. Las obras de arte no son argumentos, son plasmaciones de las emociones de los artistas, que como personas de una sensibilidad muy desarrollada, perciben la realidad de una forma única e individual. Las obras que brotan de ellos son descripciones propias de sus emociones provenientes del mundo que nos rodea… en algunos casos solo de su posible realidad. ¿Qué realidad es universal? ¿Los universales tienen sentido hoy en día? A pesar de los patrones sociales, se ha de evitar sentir universalmente. El sentir universal, significa falta de personalidad. Los mensajes sin personalidad carecen de sujeto. ¿Adónde puede llegar un mensaje sin sujeto? Los mensajes, una vez expulsados del sujeto cobran vida propia. Pero tener una persona como precursora del mensaje, hace que su humanismo sea concreto. ¿Qué es de los mensajes sin personas? Sería una lucha encarnizada entre las ideas. Las personas solo las apoyarían o no… pero no podrían personalizarlas, pensarlas, incluso sentirlas. El referente de la idea, para la sociedad es importante, sino, la idea pierde peso.

 

Cuando un sujeto tiene la intención de ofrecer un mensaje, la correspondencia con la realidad ha de ser la misma tanto para el sujeto que lo envía como para el receptor del mensaje, si no es así, se puede decir que no existe la comunicación. Para que haya comunicación, el significado del mensaje ha de ser el mismo para ambos.

 

En obras artísticas no ocurre lo mismo, el mensaje es personalmente interpretable por cada espectador. Es más, si el espectador quiere sacar algún provecho de la obra la ha de interpretar. En interpretar incluyo sentir subjetivamente la obra. Si no se siente subjetiva e individualmente, tampoco habrá comunicación entre ambos.

 

Cuando se quieren introducir símbolos desconocidos en un mensaje, los han de conocer la comunidad que tiene la oportunidad de recibir el mensaje. A veces ocurre, que los signos no son conocidos… ha pasado bastante con el arte de vanguardia que los signos y símbolos del mensaje, no eran conocidos por la comunidad receptora. No era entendible la obra. En el lenguaje escrito puede pasar algo parecido. Con la mezcla de culturas, se mezclan los idiomas, que van evolucionando, con la consecuencia de que se pueden perder matices importantes. Con los avances científicos y artísticos, también surgen nuevas palabras, o nuevas acepciones para las palabras, de las que puede haber gente, que no conozca su significado.

 

La inquietud, el estrés, el enfado, la venganza… son enemigos de la buena comunicación. Para que se logre buena comunicación, debe haber paz en cada uno de los comunicantes. El buen comunicador es un artista de la palabra. Es una persona que debe dominar la lengua, y poder jugar con ella, para que el mensaje sea lo más preciso posible.

 

Delante de una sinfonía de música clásica, al espectador le pueden suceder varias cosas. Que se aburra, debido a que no capta el mensaje, o porque no está predispuesto o porque le faltan herramientas para ello. Que le emocione, porque entiende el mensaje y se ve implicado en él. O simplemente que le deje indiferente, puede ser debido a que no muestre interés en recibir correctamente el mensaje, esté cansado del mensaje, o que tampoco tenga aptitudes para entenderlo y se desconecta de él dejándolo indiferente. De estas formas de ofrecer y recibir un mensaje surge el modo de relación entre los comunicantes, o puede haber cordialidad entre ellos o indiferencia e incluso enfado, guerra desatada.

 

Las comunidades humanas, están compuestas por micro relaciones emocionales, en las que su vehículo de transmisión es el lenguaje, o sea la comunicación. Si no es efectiva la comunicación, la microsociedad emocional sufrirá, e incluso se puede romper. Es el primer motivo de las crisis de la macrocomunidad, ¿Cómo se puede conseguir que una comunidad sea ágil y efectiva en su intercomunicación? Si no funciona internamente, imagínense que sucederá externamente, o sea entre macro comunidades.

Tanto la educación, como el estilo de vida en las ciudades influyen a la mala comunicación entre los componentes de una comunidad. La excesiva individualidad de sus componentes, hace que no escuchen correctamente y con calidad a los otros miembros de la comunidad. Los yoísmos son más fuertes que nunca. ¿Qué trabajo psíquico positivo han de provocar los polos opuestos que habitan en una psique, para saberse uno el más importante para sí mismo, sin excluir, al otro? La psique, es un conjunto de sensaciones, sentimientos y argumentos opuestos que luchan unos contra los otros, la persona que logra sacar las cosas claras de todo ello, es un ganador individual. El lenguaje, ya sea pensado u oral, es un reflejo de esos polos opuestos que habitan la mente. Se ha de considerar al otro altruistamente. Ese sería el camino del cambio, de una comunicación sana. La manera de utilizar el lenguaje en el acto comunicativo, también depende en parte de lo que se piense de uno mismo y del otro. Una persona más objetiva, siempre tendrá más facilidad para utilizar los diversos lenguajes. Aunque luego los utilice personalmente y la obra sea subjetiva. El lenguaje y su correspondencia se han de utilizar con objetividad. Es una herramienta más, producto del hombre, que se debería ir perfeccionando en su evolución, como las máquinas electrónicas, pero no es así.

El ser y el sentir, ha de estar en correspondencia con el logos interno de una persona, si no es así llegan las angustias. Cuántas sociedades tienen una educación determinada, con una moral concreta y la manera de actuar no corresponde con esa moral, la angustia colectiva aparece, el lenguaje es más imperfecto, y la comunicación lejos de conseguirse, se pierde en el espacio. La vida puede ser fácil o difícil, frecuentemente depende de la capacidad de diálogo con uno mismo y con los demás.

 

¿Los artistas son gente diferente?, solo son personas que tienen la necesidad de crear mensajes y dejarlos ir, la mayoría de veces estéticos, si no son estéticos no se les puede considerar artistas. Si son lógicos son artistas conceptuales, aunque muchas veces es una lógica alejada de la lógica del común de la población.

 

 

La condición imprescindible en una forma comunicativa humana, es que se entienda el contenido del mensaje. Cuántas veces lectores llegan a una página de la que no entienden su contenido y siguen adelante en el texto sin importarles nada.

 

Los mensajes ininteligibles, son la sustancia de un malentendido. Para que esto no suceda, se ha de dominar el lenguaje a utilizar, una forma de dominarlo es trabajarlo a conciencia. Si el lenguaje es plástico, has de conseguir que los sentimientos que quieres expresar queden plasmados en el lienzo. Si el mensaje es conceptual, se ha conseguir que los sentimientos, intenciones y necesidades a transmitir sean inteligibles, claras y concuerden entre sí para darle sentido al discurso.

El lenguaje, es nuestra condición de ser seres sociales. Para formar una comunidad ha de haber comunicación entre sus miembros. Cuánta más calidad haya en ella, más desarrollada estará la comunidad. La capacidad de expresarse con brillantez y de forma efectiva, es el escalafón de comunidades más desarrolladas a menos desarrolladas. No todo es intelecto, no todo es logos, no todo son sentimientos, pero son las características esenciales de nuestra especie.

 

Los animales, también tienen  capacidad para comunicarse. Muchos son seres comunitarios, como podrían serlo si no se comunicasen. Se puede medir la educación de un ser humano por su capacidad para comunicarse. El que lo hace con efectividad y además de forma estética, es el que realmente tiene don de gentes. Las personas se acercan a ellos. No tienen porqué ser líderes, aunque en muchos casos los son. Su palabra y sus acciones, acaban siendo un ejemplo para los restantes miembros de la comunidad que son cercanos a ellos. La gente que se sabe comunicar, es la mente de la comunidad. Si esos referentes comunitarios son negativos, la comunidad padecerá crisis, tanto material como espiritual. La educación, ha de servir para encauzar a los grandes comunicadores, pero también para que el resto genere en su interior criterio propio sobre todo lo que le rodea, el mundo y sus vicisitudes.

 

En los animales comunitarios también hay jerarquía. Quizás es un instinto comunitario. Como decía Jung, existe el inconsciente colectivo. También existan los instintos colectivos.

 

Se puede hacer un estudio sociológico sobre la efectividad de la forma de comunicarse la población… pero ante la ausencia del error por la elocuencia de una estadística y su información, se pierden aspectos esenciales, o a veces no salen a la luz determinados aspectos importantes para saber en qué consiste la efectividad en la comunicación. Un buen comunicador es el que sabe vocalizar, tiene un timbre de voz atrayente, y sabe escoger las palabras perfectas para pronunciar y transmitir lo que quiere comunicar. Los sofistas eran buenos comunicadores, con la tremenda decepción de que no tenían por qué decir lo que sentían…  La comunicación la mayoría de las veces es un fraude. El fraude, también puede ser en el caso de que el comunicante no es escuchado o simplemente que se interprete su discurso dependiendo de los sentires  e intenciones del receptor del mensaje comunicado.

 

La comunicación es tanto circunstancia como esencia de la humanidad, generador de guerras y pasiones. La relación de la humanidad con el lenguaje del tipo que sea, está maltrecho. La humanidad ha maltratado la lengua y la disciplina mediante  la cual se intenta comunicar.

La reconciliación de la humanidad con el lenguaje urge.

Un mensaje, además de formularse de forma clara por parte del comunicante, tiene que tener formas tales en que el mensaje oculto, entre líneas, que forma parte de él también sea entendido.

Un mensaje consta de contenido formulado y contenido no formulado, que ha de captar el receptor del mensaje. En los discursos que producen las obras de arte es clara su parte oculta,  además es en uno de los casos en que el mensaje, incluso la obra completa, es libre en su interpretación. En un mensaje hablado, a veces es más difícil captar esa parte oculta. Para la buena comunicación se ha de entender el mensaje completo, de modo contrario es muy fácil entrar en malentendidos y que se corte la comunicación.

El mensaje oculto, ha de armonizar con el mensaje dicho. Si no, el mensaje estará descompensado y habrá turbulencias entre los comunicantes.

Los grandes oradores saben jugar entre lo dicho y lo omitido. Dos personas que aspiren a conocerse, han de comprender lo no formulado en los mensajes del otro. Lo omitido en la comunicación, muchas veces se acerca más a la verdad, es más fiable que lo dicho conceptualmente.

 

Cuando una persona que tiene en consideración, por su trascendencia, la comunicación entre seres humanos, y no intenta perfeccionar tanto el medio para comunicar como el contenido del mensaje, es una persona con rasgos auto dañinos. La mala comunicación es el gran problema de la sociedad. Tanto entre políticos internacionalmente, entre políticos en el plano nacional, grupos de amigos, grupos familiares, si se llega a conflictos entre ellos, el gran tanto por ciento de las ocasiones es debido a una mala comunicación entre ellos. La mala comunicación, que consta de un mal comunicante y un mal receptor del mensaje comunicado, es la base para la estabilidad política y emocional de los miembros de una comunidad.

 

Si no se cuida cada parte de un acto comunicativo, el acto irá mal. El mensaje se recibirá erróneamente. Cuidar cada parte, depende de cada uno de los miembros que están inmersos en la comunicación. ¿Cómo se puede conseguir? El ser un buen miembro en un acto comunicativo se consigue desde la práctica. Lo fundamental es que el contenido o la forma del mensaje interesen a todos los implicados. ¿Cuántas veces nos ha pasado que una comunicación ha fracasado porque no nos interesa el acto comunicativo? La motivación por la otredad y lo que nos pueda transmitir es fundamental. Estamos en un mundo donde el escepticismo cada vez es más masivo. Escepticismo por los demás, por las convenciones y por uno mismo. Si impera el escepticismo la comunicación es más complicada.

 

En el arte, los autores, tratan temas, la mayoría de veces banales transformándolos en trascendentales. A algunos artistas, la comunicación con el que percibe sus obras no les importa. Otros en cambio intentan transmitir un mensaje claro. El arte es interpretable. La vida es interpretable. Entonces, ¿qué sentido tiene el dogmatismo? Es un error de base, intrínseco a la condición humana.

 

La comunicación con un ser superior, llámese Dios o no, es otro tema que proviene básicamente de la fe que tenga el comunicador. En la comunicación entre miembros de nuestra especie, ¿su éxito también depende de la fe que se tenga en el otro?

Pongamos el caso que de un acto comunicativo particular entre dos familiares depende la estabilidad de toda la familia, teóricamente las personas que se han de comunicar se conocen entre sí. Deberían entender tanto el mensaje conceptual como el omitido.  En muchos casos la comunicación no tiene éxito. El estado anímico de las personas puede alterar la comunicación. Una persona depresiva todo lo ve negativamente hasta el punto de alterar la información. Una persona excesivamente exaltada debido a su felicidad, tampoco será objetiva. Hemos tocado un concepto  clave: objetivo. El intentar ser medianamente objetivo,  hace que la comunicación sea de más calidad. Ya me he referido antes a la objetividad, pero en su método para crear obras de arte. El lenguaje se ha de utilizar objetivamente en cuanto a su significado, aunque a posteriori pueda resultar una obra subjetiva, proveniente de los sentimientos del parlante. En el acto comunicativo entre personas, pasa algo parecido. El comunicante ha de utilizar el lenguaje objetivamente, aunque luego sean sus construcciones conceptuales y la forma de utilizarlas debido a sus sentimientos subjetivas. El receptor del mensaje, ha de ser lo más objetivo posible con el significado de lo comunicado para entenderlo bien.

Lo que sí que sabemos con certeza, es que los razonamientos conceptuales los podemos conocer, pero las emociones que generan las vivencias que han dado pie a esos razonamientos, por más que nos las expliquen nunca podremos conocerlas.

 

El ideal de toda comunidad es la buena comunicación entre sus miembros… o debería serlo…

Cuando nos encontramos con una familia en la que no hay comunicación, podríamos decir que es una familia descompuesta. Quizás es la mayor descomposición que pueda haber en una comunidad es el de la mala o nula comunicación… ejerce daños psicológicos entre sus miembros, que pueden legar a ser daños físicos, ya sea por violencia intercomunitaria como por violencia con otras comunidades…

La violencia de género, viene dada por una comunicación totalmente distorsionada, entre lo que se dice y lo que se siente muchas veces hay un gran trecho, sobre todo por parte del maltratador, ya que su discurso al arrepentirse, no tiene nada que ver con su sentimiento celoso… Las mujeres que no los dejan tampoco tienen coherencia entre lo que sienten y lo que dicen y hacen.  Además, entre la pareja, la comunicación es errónea. Las palabras quedan anuladas por los sentimientos distorsionados y sus respectivas actuaciones hacia el otro.

Las armas que tienen varios interlocutores para que un comunicado sea eficaz son primero conocer el lenguaje utilizado por el comunicante, segundo descifrarlo correctamente. Para que el diálogo posterior, si existe, sea coherente, cada comunicado, de cada comunicante, ha de tener una estrecha relación con el comunicado anterior. Parecen obvias estas consideraciones, pero todas las comunicaciones erróneas son por estos motivos. En ellos influye el cansancio, la ignorancia, la pereza, la falta de involucración de los comunicantes y los perceptores del comunicado.

 

En el arte, en la contemporaneidad,  la comunicación es mucho más libre, se comunica subjetivamente y se interpreta el mensaje como cada uno quiera… pero también puede haber un error, el de las consecuencias negativas del comunicado… las consecuencias siempre escaparán a nuestro control… pero hay mensajes que pueden ser más destructivos y otros más constructivos.

 

¿Cómo queremos que en la vida no haya conflictos si no nos sabemos comunicar? Hay dos frases dichas que revelan una realidad a la que la mayoría no hace caso. Hablando se entiende la gente… cuándo hay estrés, tensión, trifulca… a las personas nos cuesta mucho hablar para solucionar los problemas… y la mayoría de las veces que lo intentamos la comunicación llega a un error, tanto en la comprensión como en la transmisión del mensaje.

La otra frase dicha, es la siguiente… dos no se pelean si uno no quiere…, pero ante la provocación de un segundo, poca gente no reacciona.

Habermas habló del consenso, para llegar a un acuerdo después de repetidos actos comunicativos entre varias personas. Llegar a un consenso entre un grupo de personas sobre unas ideas o un discurso me parece ilusorio. Además en la variedad está la riqueza. En la presidencia de un estado, cuando se elige por votación una mayoría absoluta, se acaba el diálogo constructivo. Pero qué clase de democracia se puede llevar a cabo sin puntos de vista diferentes y disputas y representación de la mayor parte de partidos, o sea  de ideologías.

Durante los cuatro años de gobierno, bajo mi punto de vista, no existe democracia alguna. En la comunicación interestatal, para que haya algo de riqueza en el diálogo, o sea decisiones elaboradas, justas y representativas de diferentes puntos de vista de la población, han de haber en el gobierno diferentes partidos que hayan pactado…

El gobierno surgido de una victoria absoluta, debilita a la democracia.

La comunicación entre gobernantes, rara vez llega a buen puerto. Normalmente, con la intención que tienen de que su pueblo crea que mira por ellos, el diálogo con otros gobernantes es infructuoso. No llega a buen término. Cuando se inicia una conversación intentando sacar partido de ella, el mensaje está corrupto. Todas las ideales conceptuales que salen de los gobernantes no son puras… muchas veces ni siquiera verdaderas, comparándolas con los deseos de la población que representan… Al fin y al cabo un gobernante se gobierna a sí mismo, su pueblo es la masa, a saber llevar, como mejor pueda. La comunicación interesada, nunca puede ser buena comunicación… por ello los enamorados son tan susceptibles ante la mala comunicación. Quieren agradar y ser agradados por sus parejas emocionales… además de intereses, (de agradar), existe la complejidad de manejar los propios sentimientos, si intentas manejar los de la otra persona, la misión de ejercer una buena comunicación es difícil.

 

En la historia del arte, se pasó, de elaborar arte realista e impresionista, objetivo, a un arte de las emociones del artista y subjetivo. Se pasó de realizar un arte objetivo en el que el espectador entendía, casi siempre, correctamente el mensaje, a realizar un arte,  subjetivo, en el que cada espectador debía tratar de entender algo. Seguro que en casi todos los casos, la interpretación del mensaje dista mucho de lo que el artista sentía al elaborarlo, y de lo que quisiese transmitir. La interpretación, en la contemporaneidad, ha pasado a ser libre. Pero esa libertad ha de asumir sus propios riesgos… por ejemplo a un libre pensador tan interesante como Nietzsche,  el nacismo lo interpretó tan peligrosa como erróneamente.

Nietszche era un pensador subjetivo, sentimental. Como tal, su interpretación es complicada. Sus obras filosóficas eran a la vez obras de arte. Como cabe tomarse sino “Así habló Zaratrustra”, “Más allá del bien y del mal” o “El anticristo”.

Con “El origen de la tragedia” defiende lo dionisíaco en el arte y el conocimiento. O sea, lo irracional, lo subjetivo, lo individual. El final del siglo XIX, vaticinaba la revolución que iba a haber en la forma de comunicación tanto en el arte como entre personas en todos los niveles. Entre Nietzsche y Freud, todo diálogo y por lo tanto comunicación, se convertiría en sospechosa… ¿cuántas parcelas escondidas en el subconsciente o en nuestra parte irracional, desconocidas para el oyente, influyen en el mensaje? ¿De qué manera influyen? Los individuos se convierten en sospechosos por poseer un subconsciente dañado. Creció una nueva ciencia humanística… la psicología en todas sus variantes. ¿Qué otra cosa son los terapeutas sino intérpretes de la parte irracional de los pacientes?

 

Los mensajes en una terapia, los deberían inducir los sicólogos. Deberían hacer el trabajo que hizo Sócrates en la antigua Atenas. Sócrates no sabía la verdad. Solo sé que no sé nada, nos dijo. Pero cuando hablaba con los habitantes de Atenas individualmente, mediante una depurada técnica dialogal, hacía que sus interlocutores llegasen a sus verdades, refutando por el camino todo lo erróneo. Ha ese ejercicio le llamó mayéutica. Hacia parir de sus interlocutores su verdad.

Los sicólogos que practican con éxito la mayéutica, se podría decir que son exitosos en su profesión… deberían leer y releer los diálogos Socráticos escritos por Platón… mezclado con teoría psicológica, con seguridad, se convertirían en profesionales competentes.

En este tipo de diálogos existe tanto comunicación explícita como implícita. Entre las dos ejercen el efecto de llegar a producir en mensaje claro que le llega al receptor del mensaje.

En un acto comunicativo, el mensaje implícito es tan importante como el explícito. Es de vital importancia leer entre líneas… quizás es donde se encuentra en mayor grado la importancia del mensaje.

Todo mensaje debe ocupar un lugar coherente dentro del diálogo. Existen muchos tipos de diálogo. El conceptual es el más usado. En la vida de un individuo, la comunicación es una parte esencial de él. Sí, somos individuos, únicos, pero necesitamos comunicarnos con otros. Es la manera que tenemos de aprender a vivir. Después de nuestro nacimiento, dependiendo de la calidad del diálogo que mantengamos con nuestros padres, estaremos más o menos preparados para afrontar los retos de la vida.

La explicación de ¿por qué y para qué estamos en el mundo?, simplificando un poco,  es para mantener un diálogo libre con el entorno, sea del tipo que sea. Ese diálogo hace que la materia, la vida, el ecosistema y la evolución vayan hacia un determinado camino.

El mayor placer reside en la ausencia de dolor, según Epicuro. Conseguir la ausencia de dolor, reside en saber mantener un buen diálogo con lo externo a uno.

 

Las escuelas post aristotélicas, eran prácticas, y buscaban la ataraxia en el modo de vida propio y en el modo de relacionarse con el entorno, ya sean situaciones de la vida, acontecimientos nuevos, cosas acabadas. Llevaban una vida coherente entre su pensamiento y su vida activa, la acción se realizaba hacia algo exterior a uno… con la acción se inicia un diálogo que la mayoría de veces es corporal, otras conceptual… cada movimiento de la mano, de la vista, del oído, etc, etc, son comienzos de la dialógica diaria.

Otro gran diálogo de la naturaleza en general, es el acto de alimentarse y todo lo que conlleva. Los humanos cultivan y cuidan animales para alimentar a sus semejantes, los que se encargan de ello, mantienen un diálogo abierto con sus objetos de trabajo. En el último tramo de la escala, el comensal percibe sensaciones del alimento, de tal manera que el alimento le puede decir muchas cosas en formas de sensaciones… es similar a lo que acontece entre las obras de arte y el espectador.

Las consecuencias de la mala comunicación, son las guerras sin compasión… ¿cuál es el problema de las parejas? ¿y el de los estados?

No se puede vivir sin comunicarse… no sé puede percibir el mundo sin que haya comunicación… se han de comparar percepciones, para darse cuenta de algo de la realidad de las cosas… si tal realidad es…

Han habido muchos oradores con pensamientos contrarios, y muchos más que no lo son… si hubieran comparaciones nada podría ser conocido… incluso nada podría ser… la única forma de conocer es mediante el diálogo…

Tenemos un grave problema… hemos llegado a la conclusión de que la única forma de conocer es el diálogo… y el ser humano no se sabe comunicar…

La guerra es un hecho… si ya como animales tenemos instinto de supervivencia y sentimos en nosotros la lucha por la vida… que nos debe causar el instinto sin sabernos comunicar, y que la lucha por la vida, nos lleve no a una guerra física y mental…

La sociedad moderna es la sociedad de las guerras sicológicas… somos seres pensantes, somos seres comunicativos, somos seres autodestructivos, somos los seres psicológicos por antonomasia… y la comunicación no funciona.

 

El arte de la comunicación se ha cultivado poco… debido al carácter revolucionario que conlleva no entra en los programas educativos. Dos personas que se saben comunicar son capaces de llegar a resultados, en la conversación, de una profundización y una exactitud insospechados…

La comunicación, entre el delincuente y el investigador es paradójica… pero puede ser el arquetipo de muchas comunicaciones que se dan en la sociedad…  se quiere obviar algo de extrema importancia en el mensaje… todo lo que el delincuente esconde, es lo relevante en el acto comunicativo… cuantas parejas, amistades y demás relaciones comunicativas se sustentan por el mismo engaño…

Internet ha hecho daño a la forma tradicional de comunicarse… ahora ya no te comunicas con la persona que necesitas comunicarte por intereses personales… ahora te llegan mensajes comunicativos continuamente de gente que no te importa, y que no tienes interés por mantener una relación personal… las redes están llenas de mensajes sin destinatarios concretos… quien tenga la suerte de encontrarse con un mensaje relevante puede darse por satisfecho.

 

A veces, mirado con objetividad, nos podría parecer que intentamos comunicarnos diariamente, con la intención de que haya ambigüedad en el mensaje… no logrando una comunicación correcta.

 

El acto de comunicación, es la actividad de mayor responsabilidad que efectúan los seres humanos. Es otro motivo, probablemente, por el que no entre en los programas educativos desde la infancia. Lo urgente sería tratar el acto comunicativo como una ciencia, en la que se ha de estudiar su método de trabajo y aprender a valorarlo como un gran saber en sí mismo.

 

La cuestión sería tener claros los beneficios de una buena comunicación en general, que implica responsabilidad y oficio… acaso no hay personas que trabajan y se ganan la vida comunicando… existiendo la paradoja de que normalmente esa personas ejercen mala comunicación. El concepto no se ajusta a la realidad… dicen cosas que creen que no son ciertas… los contenidos son demasiados ambiguos y abstractos…

 

La palabra, el concepto es pura abstracción… estamos en la era de la información… la información pasa por la comunicación… se ha pensado mucho sobre los medios de comunicación responsables. La moralidad en la información internacional que recibimos a todas horas, con razones de peso, se puede poner en duda.

La palabra, como ente abstracto, y vista la importancia global de la información, es un instrumento sustancial de la época en que vivimos… la cultura cada vez más anclada en la complejidad debido a su abstracción, juega con el mensaje que es puro sentimiento. Los conceptos, aunque parezca que el medio de utilizarlos sea la lógica y el argumento, también provienen directamente de los sentimientos.

 

¿Cómo es posible la mala comunicación sabiendo tanto del mundo, del otro, e investigando tan profundamente sobre uno mismo? Hay tanto sabido sobre las circunstancias y la realidad de la vida… que se omite demasiado del mensaje conceptual.

La buena vida pasa por la buena comunicación. La mala vida por no conocerse uno mismo ni a los otros… si no se conoce todo ello, ¿cómo se va a poder comunicar correctamente?

 

Como es posible que uno se pueda comunicar con los objetos circundantes… todo objeto transmite el observador unos sentimientos… el observador le devuelve tanto una buena energía como un buen cuidado… cuanto mejor cuide el observador o el propietario al objeto más buenas sensaciones le transmitiré…

En cambio en las obras de arte, la obra tanto puede transmitir sensaciones, sentimientos, como conceptos e ideas… la obra comunica claramente al espectador… pero cada espectador entiende y percibe la obra a su manera… la obra de arte comunicará de diferente manera a cada espectador que la observe, quizás esta sea una defensa correcta del sofismo…

La réplica del buen consumidor de la obra de arte hacia ella es obvia… entonces empieza el diálogo. El consumidor de la obra percibe en ella la respuesta a las cuestiones que le hace… los diálogos entre consumidores de obras y obras no tiene fin… además los sujetos que se unen al diálogo va creciendo…

 

 

El otro día vi la última película de Jim Jarmush, Paterson, el lenguaje de la película, tanto literal, fotográfico, conceptual rayaba la perfección… el director estudió minuciosamente que quería transmitir y cómo hacerlo. La película, además, es una oda a la poesía… si alguien se pregunta cómo debe ser el cine poesía en la actualidad, debe ver esta película. La concreción, exactitud, y el sentido de la belleza son fundamentales en el filme, pero belleza según la sensibilidad de Jarmush, que con seguridad no es la sensibilidad sobre la belleza que posee la mayoría de la gente. La estética es la forma de que un contenido comunicativo, sea del tipo que sea, resulte atractivo y eficaz.

Los métodos creativos, en definitiva, son caminos comunicantes… todo método de expresión pasa por la comunicación aunque sea por sus impresiones…

Otro apartado en el que pocos pensadores de la comunicación se han fijado, es el de la comunicación con uno mismo… como bien dijo Freud en su revolución psicoanalítica… hay diferentes campos que estudiar dentro de la psique humana… en el consciente y en el inconsciente la mente funciona de diferentes maneras… del subconsciente brotan todo tipo de pensamientos… la comunicación satisfactoria entre ellos  es de vital importancia para la salud mental.

Todo sujeto que sepa comunicarse con él mismo, en el que el diálogo sea constante y constructivo será una persona sana, incluso feliz.

El diálogo más trascendental y el único que puede tener un mensaje realmente importante para la humanidad, es aquél que se dice a sí mismo que se quiere, por lo tanto la respuesta será beneficiosa para todo aquél que se relacione con la persona que se quiere… y por supuesto la respuesta del que se da un mensaje de amor hacia sí mismo es el de cuidarse… ¿por qué se cuida? Porque mantiene un buen dialogo entre su consciente y su subconsciente.

Para algunos el diálogo más importante es con Dios… una creencia férrea puede ser beneficiosa o perjudicial, dependiendo de cómo se relacione con la creencia… la relación se da porque hay diálogo.

 

La comunicación entre los medios comunicativos y el espectador:

Los medios de comunicación, como sus propios sistemas activos necesitan, siempre son tendenciosos… sus mensajes poseen cierto interés en influir de una determinada manera a sus lectores o espectadores. Conociendo esta premisa, se debería concienciar a los que reciben la información a través de los medios, sobre cómo leer o escuchar… la información…

Los medios manejan, tanto el consciente como el subconsciente de la población… se debería hacer un estudio sobre el conocimiento irracional producto de ser espectador de los medios.

La consciencia de la población debido al lavado mental que pueden producir las nuevas tecnologías y la televisión… debería ser una alarma social, debido a la falta de realidad en nuestro conocimiento del mundo.

Estamos en la era en que todo, en cuanto nos levantamos de la cama, es información que nos bombardean, aunque nosotros no la hayamos pedido, hay un dicho tópico, por lo tanto muchas veces erróneo que dice, a mayor conocimiento mayor angustia… ¿en qué época se ha sabido más del otro?, ¿en qué época ese conocimiento es más estereotipado, por lo tanto falso? Nos bombardean con información, pero que está totalmente influenciada por… intereses externos al conocimiento… incluso la forma del lenguaje utilizado para el mensaje es erróneo, no sé adapta de modo que sea verdaderamente inteligible.

 

El arte es mensaje, emocional y sensorial, por lo tanto estético… si además nos cuenta algo moralmente beneficioso o no, es lo de menos, eso no va a hacer que la obra sea buena o mala… incluso normalmente las obras morales suelen estar dañadas por sentimentalismo lacrimógeno sensacionalista, que hace que la moral de esa obra ya sea lo que menos incorporamos de la obra en nosotros mismos… le pasa lo mismo a las noticias de prensa, radio y televisión, se han convertido en un espectáculo lacrimógeno, sin sentido, morboso y sensacionalista… ¿es la pornografía imperante de nuestra época?

Lo realmente problemático es que esa pornografía ha perfilado el sentido estético de nuestra época. Los adultos, adolescentes y niños, no pueden pasar sin una estética de los colores luminosos, las noticias sin contenido, las modas imperantes y los juegos informáticos y programas de televisión que hacen que te evadas de ti mismo, que escapes de tu realidad pero sin llenarla de ficción, sin los sentidos trabajados, y la moral y la estética improductiva. Al alienarnos de nosotros mismos se crea un vacío sin densidad alguna… que claro lo vio Lipovetsky, desde que pensó su época como la del vació, acertó, y el vacío ya es general, admitido, incluso está de moda y es peligroso…

¿Qué podemos comunicar en la época del vacío? Sin sentidos y ningún contenido positivo, simplemente el no pensamiento, la crítica equivocada, e incluso los fundamentalismos… Cuando los individuos de una sociedad están vacíos, esos mismos individuos se intentan ocupar a ciegas, con cualquier cosa que los absorba. Erróneamente caen en la lucha a muerte por su relleno artificial.

El lenguaje, es la herramienta que utilizamos para transportar desde los conocimientos sensitivos, mediante la lógica,  a el lenguaje, ya sea hablado o pensado. Un medio que creemos conocer y hacemos nuestro… además, a partir del lenguaje podemos compartir pareceres sobre las sensaciones sensitivas que dos o más personas han experimentado… la variedad de percepciones a partir del sentir individual que nos ha producido la misma cosa es angustiante… después de esta experiencia, ¿a quién no sé le puede pasar por la mente si existe alguna verdad? La respuesta es el reconocimiento, soy escéptico, quizás la realidad es tal realidad o es algo ilusorio. ¿Entonces el diálogo, la comunicación, es la única herramienta para llegar a tener algo de sabiduría, o es un peligro porque puedes caer en el escepticismo más atroz…?

El escepticismo, es una posición no solo correcta sino bastante sabia y realista. Cuando varias personas interpretan un hecho social o un objeto, cada uno tiene su opinión diferenciada de la de los demás. Después, comienza el diálogo defendiendo las propias opiniones… este hecho es la base o la totalidad de lo que es la política. La política es el diálogo entre dos personas o más. Es una convención surgida del grado de complejidad en la comunicación humana. ¿Quién no hace política? El que no se comunica. Quizás los autistas son las personas que no están capacitadas para hacer política.

El diálogo, en política, pasa por la subjetividad absoluta. Es su riqueza.  La política y el arte, se asemejan por la subjetividad a la hora de elaborar el mensaje a comunicar. ¿Cuánta gente ha muerto por sus subjetividades políticas? ¿A cuánta gente le distorsiona su subjetividad psíquica por no ser capaz de expresar creativamente sus inquietudes? O sea por la mala forma de practicar la creatividad.

La buena comunicación es la base de una comunidad sana psicológicamente.

Dependiendo de la capacidad de comunicar y del modo en que se habla y se escucha, la salud psíquica del comunicador mejora ostensiblemente. Una persona que sepa comunicar eficazmente sus malestares, lo que le molesta, lo que le inquieta, lo que le asusta, y sus alegrías, queda limpio por dentro, sano y estable. Quizás en parte los artistas es lo que hacen… su trabajo consiste en comunicar todos sus sentimientos. La gente, compra el producto y se siente bien… no saben que al hacerlo, otorgan algo de mayor levedad en el espíritu de unos creadores muchas veces traumatizados, y como mínimo con una sensibilidad    que muchas veces les hace tambalearse emocionalmente.

 

Un mensaje comunicativo, para que sea válido, no tiene por qué ser verdadero. Aunque sea falso el mensaje, si es entendido y absorbido por su receptor, ya lo damos por efectivo y  el acto comunicativo es un hecho. ¿Quién tiene una verdad absoluta de lo que dice? ¿Quién puede estar convencido de que sus sentidos captan bien la realidad? ¿Cómo pretender que en un acto comunicativo, el contenido del comunicado sea una verdad  absoluta?

 

La cuestión principal, es conocer el lenguaje con el que se va a comunicar. Cuánto mejor sea su manejo, habrá mayor garantía para la corrección en el acto comunicativo.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s