Largometraje 3: Buscando a Suerte

Personajes:

Susi- Inmigrante colombiana, cajera de supermercado. Intenta dedicarse al arte. Le gusta Jack.

Sara- Catalana, redactora de la Vanguardia. Le gusta Jack.

Sergio. Trabaja para Jack. Madrileño. Le gusta Jack.

Jack- Original de NY. Promotor cultural y especulador inmobiliario.

La Patrona- mujer de sesenta años, metida en casos de corrupción… en todo lo importante que ocurre en la ciudad, está implicada.

 

Escena 1- Jack y Sergio están en un bar del centro de Barcelona hablando y bebiendo te. Las cámaras inician una toma general del bar, luego enfoca a los dos, y durante la conversación va pasando de uno al otro dependiendo de quien hable.

Sergio- No tengo ni idea… no sé qué me quieres decir. Qué es una crítica o un piropo. Te gusta como trabajo pero cambiarías la forma… entonces, ¿te gusta o no te gusta?

Jack- Sé que te mueves, cada semana conoces a dos o tres creativos nuevos… pero no los retienes, no sé fían de ti… ¿por qué?

Sergio- No lo sé… te aseguro que no me les insinúo… soy de lo más recatado… pero casi todos los que conozco ya se están vendiendo.

Jack- Creo que los ateneos de barrio son los lugares donde se pueden encontrar artistas que no se han promovido, algunos de ellos son muy buenos.

Sergio- Iré a todas las exposiciones que hagan en los casales de Barcelona… a ver si me topo con un diamante en bruto.

Jack- O al bruto del diamante.

Sergio- Sabes, deberías dedicarte solo a la promoción cultural, abarcas demasiado… lo de la compra venta de bienes inmuebles te lleva demasiado tiempo…  y te falta para lo realmente importante, el arte y la cultura.

Jack-  Para poder trabajar con el arte y la cultura he de ser solvente, me lo da la especulación de casas.

Sergio- Tú sabrás. Pero con el arte, los últimos años, en vez de ganancias, hemos tenido pérdidas.

Jack- No me lo recuerdes… pero, es solo una mala racha, ya verás cómo nos enderezamos…

Sergio- Yo seguiré trabajando, pero quiero que me pagues los meses de salario que me debes.

Jack- En cuánto salgamos del bar te hago un ingreso de tres mil Euros… el resto el próximo mes, ¿vale?

Sergio- Me parece bien… y verás cómo venceremos… conozco esta ciudad y sus posibilidades como nadie… te haré rico.

Jack- Ya veremos, ya veremos.

Entra Sara al bar. Sergio es su amigo, Jack no la conoce bien… Sara se sienta en su mesa. Pide un gin tónic. La cámara ha enfocado de lejos la entrada de sar y la sigue hasta la mesa… entonces enfoca a los tres.

Sara- Qué maravilla… he salido porque las paredes se me iban a comer… pero… creía que iba a estar sola, en cambio me encuentro a estos dos bomboncitos… ¿cómo estáis?

Jack- No tan bien cómo tú.

Sergio- Sara tiene una vitalidad y una fuerza que nunca la podremos alcanzar… siempre estará sobre nuestras cabezas gritándonos… pero que lentos sois… esta es la pobre inteligencia de los íberos…

Jack- Ja, ja, Sara, creo que nos puedes ayudar a solucionar todos los problemas que tenemos.

Sara- ¿Qué problemas tenéis?

Jack- Mitad de mi sueldo familiar proviene de la promoción cultural, y Sergio también malvive de mi empresa… pero no nos sale ni un solo trabajo desde hace dos meses… nos vamos a morir de asco…

Sara- Soy la persona que necesitáis. Conozco el ambiente artístico de Barcelona… me pertenece completamente… es una ciudad propiedad privada, es mi ciudad…

Jack- Concreta… ¿cómo nos puedes ayudar?

Sara- Venid, a diez minutos de aquí vive la persona que tenéis que conocer…

Sergio- Vamos… sorpresas te da la vida…

Van los tres por la calle… las cámaras les siguen… en la calle Aribau llaman a un piso… dentro hay tres guardaespaldas… y una mujer de sesenta años… a la que llaman Patrona…

Sara- Mirad esta mujer es mi madrina, mueve todo lo que se puede mover en la ciudad. Patrona, ellos quieren hacer grande Barcelona, quieren impulsar a pequeños artistas hacia la fama y el reconocimiento total y global… gente de aquí… catalanes… que salgan más gente como Brossa o Tàpies.

Patrona- Me parece perfecto, estoy aquí para ayudaros… qué proyectos tenéis…

Jack- Nos gustaría exponer a algún artista con el que trabajamos en la pedrera…

Patrona- Eso está hecho… además tendrá buenas críticas… os lo aseguro… a partir de entonces os lo tendréis que trabajar vosotros…

Sergio- Gracias Patrona, pero… es seguro, ¿verdad?

Patrona- ¿Me intentas violentar?

Jack- Qué reine la paz… tanto en el cielo como en la tierra…

Patrona- ¿Qué no eres católico?, ¿no vas a misa?, porque eso no lo dicen los Padres…

Jack- Perdón, era una broma.

Patrona- Suerte y a trabajar…

 

 

Escena 2- Susi está en el supermercado, se la ve tensa… aparece Jack… Susi deja la caja de cobro bruscamente. La cámara la enfoca durante su enfado y capta cómo sale del supermercado con Jack.

Susi- ¡Que os den por el culo!

Jack- ¿Estás loca?, ahora de que vivirás.

Susi- Voy a vender mi arte, voy a vivir de él, y si no lo hago, moriré en el intentó…

Jack- Así se habla… pareces Eusebio Poncela en Martín (H), mandando a la mierda la función cuando la estaba representando…

Susi- Te voy a dar yo, Eusebio Poncela… ¿Tú no eras promotor cultural…?, vende mi arte de una puta vez… no sirves para nada.

Jack- Las cosas no funcionan de esta forma…

Susi- ¿Las cosas?… las cosas no funcionan de ninguna manera…

Jack- Mira vamos a tomar algo a Bennys… estará Sergio…

Las cámaras les siguen unos segundos por el camino hacia el bar. Luego se ve cómo entran en el bar… se ve un corrido por todo el bar… suena Charlie Parker… en una mesa está Sergio. Jack le saluda y se sientan los dos en su mesa… las cámaras van pasando de uno al otro mientras hablan.

Sergio- ¡Qué sorpresa!, esta es mi media hora mañanera, la utilizo para ojear los periódicos…

Jack- Pues hoy no lo vas a hacer… Susi ha mandado a la mierda su trabajo y todo lo que tiene que ver con él…

Sergio- No jodas… ¿De qué vas a vivir?

Susi- Pensaba instalarme en tu casa… y de paso me haces mantenimiento.

Susi, sonríe pícaramente a Sergio y le acaricia la espalda.

Jack- Susi, que Sergio pierde aceite…

Susi- ¿Y tú qué sabes?

Sergio- Te admito en casa… pero podrás estar como mucho un mes… luego tienes que haber encontrado ingresos y poder pagarte un piso…

Susi- Eso está hecho… ¿y… el mantenimiento…?

Sergio- Que ya estoy haciendo mucho, no aprietes tanto…

Susi- Lo digo por la salud de nuestra relación… vamos a ser como una pareja.

Sergio se ríe, le parece muy cómico, Jack se tapa la cabeza… Susi, da una vuelta bailando a West Montgomery que suena en el bar.

Susi- Somos seres por y para el amor, por y para el placer… has visto a algún otro animal que demuestre el sentir placentero como lo hacemos nosotros…

Jack- El otro día oí a una gata que gritaba… ¡hasta dentro, lléname, lléname de ti…!

Susi- Lo que pasa es que tú eres un pervertido…, yo nunca he dicho algo así… ni siquiera en medio de un orgasmo.

Jack- Ya… seguro… las mujeres nos tenéis tan engañados…

Sergio- Por eso yo solo me lío con hombres… las mujeres son incomprensibles…

Susi- Pero olemos muy bien, somos afrodisiacas…

Jack- Totalmente…

Sergio- ¿Comemos en este local?, aquí venden la mejor ensalada griega que podáis probar. Traen el queso feta de Athenas…

Jack- Por mi perfecto, comamos.

Susi- Comamos, pidamos un buen vino y brindemos… rezando porque el Dia arda en el infierno.

Sergio- Me apunto… camarero, un Rioja, el mejor que tengas… ¿tiene Rioja Azpilicueta?

Camarero- Tengo, pero no es el mejor Rioja…

Sergio- Pero, ¿es bueno?

Camarero- Sí, es un buen vino… me quedan dos botellas…

Sergio- Están las dos compradas, ¿las puedes traer por favor?

Camarero- Ahora mismo, señor…

Sergio- Gracias… y tres Martiny Rosso…

Camarero- A mandar…

SE muestra una panorámica del local, a la derecha se ven dos personas discutiendo, al fondo una pareja que no para de besarse, en frente dos hombres cogidos de la mano, y en la barra una mujer cuarentona que mira con deseo a dos mujeres treintañeras que hablan entre ellas…

Luego enfoca a Susi…

Susi- ¡No me voy a prostituir más!

Los hombres que están cogidos de la mano se giran para mirar a Susi, la cámara va de ella, a ellos, para acabar volviendo a ella…

Susi- No me van a contratar más, a no ser que me apasione el trabajo…

Sergio- ¿Intentarás vivir de tu pintura?

Susi- Por supuesto, ya te lo había dicho…

Sergio- Claro, pero… me parece…

Susi- ¿Te parece qué!

Sergio- Arriesgado, coño, arriesgado…

Susi- Gracias por creer tanto en mí.

Jack- Sí que creo en ti…

Susi- Lo sé, por eso me gustas tanto…

Jack- ¿Cómo os sienta el Martiny?, porque si es bueno esperad a probar el vino…

Susi- Llevo un subidón… ahora cogería un vuelo y me iría a Berlín, ¿os apuntáis?

Jack- Yo no puedo.

Susi- ¿Acaso te esperan en casa?, si no tienes familia.

Jack- ¿Cómo lo sabes?

Susi- Durante los dos años que hace que nos conocemos, no me has hablado de ella… ni siquiera cuándo me echaste el polvo…

Jack- Eso tenía que quedar entre nosotros.

Susi- Lo siento, estoy de subidón… ¿acaso te avergüenzas?

Jack- Joder con las mujeres… es solo discreción, ¿sabes el significado del concepto?

Susi- Sí, no beberse un Martiny después de haber fumado tres porros…

Jack- Por eso te fuiste del trabajo de ese modo.

Sergio- Creo que se está torciendo la tarde… os estáis encendiendo… encarnizados y a dentelladas…

Jack- Tienes razón, bajemos nuestra energía… ¿sabéis cómo se hace?

Susi- Dímelo que lo necesito.

Jack- Tienes que estar cinco minutos respirando profunda y pausadamente, e intentar no pensar en nada… o en pensar en una imagen concreta, para llenar la mente… pero el divagar con la mente no está permitido…

Susi- ¿Parece tan sencillo…? ¿Eres budista?

Jack- Me interesa la filosofía oriental…

Sergio- Eres una caja de sorpresas…

Susi- He quedado con Sara dentro de una hora en mi casa… ¿venís?, ¿la conocéis?

Sergio- ¿Quién es Sara?

Susis- Jack sí que la conoce… también se acostó con ella.

Sergio- No pierdes el tiempo, hay que ver…

Jack- Mi vida privada es privada… no hace falta que vayáis diciendo por ahí con quien me he acostado…

Susi- No es por ahí, es entre nosotros, somos amigos, ¿verdad?

Jack- Por supuesto…

Susi- ¿Vendréis a casa o no…?

Jack- Vayamos hacia tú casa… y preparamos algo para comer…

Sergio- De acuerdo…

 

 

Escena 3- Están los tres en casa de Susi, se les va reír y preparar comida en la cocina… llaman a la puerta, es Sara… Susi abre la puerta y se le tira a los brazos… La cámara ha grabado durante tres minutos la preparación de la cocina, y luego ha seguido a Susi hasta la puerta grabando el abrazo de las dos…

Luego se acercan Jack y Sergio a saludar a Sara…

Sara- Vaya recibimiento, no es tan eufórico ni cuando entro a mi casa y salta mi perro encima de mí.

Susi- Es que te queremos, te necesitamos…

Sara- Nadie es imprescindible…

Sergio- Para algunos sí, ¿no Jack?

Jack- ¿Estás celoso?

Sergio- Y que si lo estoy, los sentimientos no se pueden reprimir… los tenemos que dejar ir.

Jack- Joder, lo que me faltaba…

Susi- Jack, deseado por mujeres y hombres… podría ser el comienzo de un relato breve…

Jack- No quiero saber cómo continúa…

Sara-Nada es imposible, mira, yo creía que no tenía madera para enfrentarme cada día a la hoja en blanco… y ya me veis escribiendo artículos…

Sergio- En no sé qué comedia romántica, Richard Gere decía que los artículos periodísticos es literatura para diez minutos…

Sara- Yo soy más clara que Richard Gere… el periodismo no es literatura.

Jack- ¿Cómo puedes decir eso?, son historias que por mucho que hayan ocurrido, se explican bajo unos ojos en concreto… es literatura… son historias, más o menos ficticias…

Sara- Mirado así… o sea que somos escritores menores, pero escritores…

Sergio- De eso no has de tener la menor duda…

Susi- Eres una gran escritora, Sara… te has de convencer de ello, ¿por qué no emprendes una empresa más arriesgada?, escribir una novela… con la cantidad de ejemplos de historias que conoces y sobre las que has escrito, ¡no te puede costar mucho!

Sara- No jodas, no me llenáis la cabeza de imposibles…

Jack- He leído tus crónicas y son espectaculares… tus artículos son únicos, la gente te reconoce por ellos… ¿qué más quieres?

Sara- ¡Ser escritora!, pero verdadera…

Susi- Si tú no lo eres yo nunca seré pintora, artista…

Jack- Otra con la autoestima por los suelos, ¿tendríais que ver los lienzos que compone?

Sergio- Vamos a llorar todos por lo que queremos y no tenemos, el planeta entero estaría llorando…

Sara- Yo no lloro, todos estáis provocándome…

Susi- Provocar es otra cosa, ¿quieres que te provoque?

Sergio- Provócala, hazlo…

Susi va caminando seductoramente hacia Sara, lleva minifaldas, apoya la pierna izquierda sobra la silla dónde está Sara y abre las piernas acariciándola los labios. Sara le muerde el dedo con que le acaricia.

Sara- ¡Putita!, ¿qué haces…?

Estallan unas risas generales entre los cuatro…

Jack- Es una fantasía muy concurrida meterse en la cama con dos bisexuales…

Sara- Tú no te vas  a meter en la cama con nosotras… sigue soñando…

Sergio- No sabéis tratar a los hombres… esto se hace así… Jack, mi amor, quieres un Dry Martiny, te lo preparo con gusto… y te traigo algo para picar…

Jack- Ya sabes que conmigo no tienes nada que hacer… ve a tontearle a otro…

Susi- Mira… el que sabía tratar a los hombres…

Sergio- Porque me conoce y sabe de mis intenciones… si no lo tendría en el bote.

Sara- Todos los mariquitas son osados…

Sergio- A mí me gusta el riesgo… algo que objetar…

Susi- Nada, nada, arriésgate, vive la vida a tope…

Sergio- Es lo que hago y os aseguro que a mí nadie me puede atrapar…

Susi- ¿Vives en una carrera constante contra ti mismo?, que cansancio…

Sergio- Y follo muchísimo, aunque ahora no haya podido…

Sara- Claro, es la excepción que confirma la regla…

Sergio- Ni más ni menos…

Sara- Concepto concreto, exacto, expresivo…

Susi- Solo concepto…

Sergio- ¿Estáis bien?

Sara- Mejor que nunca, ¿verdad  mi amor?

Susi- Claro cariño…

Susi le da una nalgadita a Sara… Jack pone cara de incomprensión… Sergio se lo mira todo con ironía…

Sara- Por cierto Susi, tú casa tiene personalidad…

Susi- Es diferente…

Sara- Cómo tú, que también lo eres…

Sergio- Todos somos únicos…

Sara- Pero muchas veces no lo parece…

Sergio- No me ves genuino…

Sara- Eres un estereotipo de persona, que han tardado años en modelar…

Sergio- No jodas.

Jack- Yo, en cambio, sí que tengo personalidad propia…

Sara- Sí, el típico líder, que se puede hundir ante cualquier imprevisto…

Jack- Ja, ja… nos quiere provocar.

La cámara sigue a Sara, que se pasea por toda la casa… se va parando en cada lienzo abstracto que está colgado en las paredes… suena de fondo Wild Horses, de The Rolling Stones…

Sara- Todas estas pinturas son tuyas.

Susi- Por supuesto… ¿te gustan?

Sara- Mucho… veis, ella sí que es una persona auténtica y única.

Susi- ¿Tú crees?

Sara- Es una soñadora, y todos sus sueños e ilusiones es capaz de plasmarlos en lienzos… mientras tanto y a la vez, trabaja ocho horas diarias de cajera en el Día…

Susi- Perdona pero lo he dejado, los he abandonado…

Sara- Bien, pero buscará otro empleo parecido, para poder seguir pintando y llenar las paredes de su casa de lienzos… y solo los verá quien ella elija… Susi, me siento una privilegiada…

Susi- Estás más loca que yo…

Sara- Vamos a la par…

Jack está en un lado del sofá de la sala con una libreta, está escribiendo y dibujando… se le acerca Susi…

Susi- ¿Qué haces?

Jack- tengo que ponerme ya… lo tengo que acabar…

Susi- Pero, ¿acabar el qué?

Jack- Quiero entregarle a la patrona un trabajo bien hecho.

Susi- La patrona es la mafiosa que os presentó Sara.

Jack- Bueno… ¿mafiosa…?

Susi- Claro, es la que mueve más asuntos sucios de toda la ciudad…

Sara- Por eso tiene poder…

Sergio- Si puede hacer que se incremente mis ingresos mensuales, por mí… perfecto…

Jack- Nosotros no vamos a mancharnos las manos con ningún negocio que ella lleve…

Susi- Es difícil…

Jack- Solo quiero empezar a organizar certámenes artísticos, exposiciones, ser el representante de algunos artistas… y Sergio, por su sensibilidad artística… lo necesito.

Susi- Quién con niño se acuesta cagao se levanta…

Sergio- En este caso, niña, gorda y con más arrugas de la cuenta.

Susi- Qué no te oiga decir eso la patrona…

Sergio- Tranquila, no se lo diré.

Jack- Bueno, ¿me dejáis trabajar!

Susi- Claro, claro… trabaja que me podrás representar.

Jack- No te rías de lo que no sabes…

Jack se aísla a un lado de la sala, y trabaja compulsivamente, ahora se levanta, luego exclama, llora, después se ríe descontroladamente… la cámara enfoca a los otros tres que están hablando… el fondo está algo desenfocado, se ve a Jack trabajar descontroladamente.

Sergio- Creo que Jack sé está volviendo loco…

Susi- Siempre lo ha estado un poco…

Sara- ¿Qué podemos hacer por él?

Susi- Ayudarlo a acabar su trabajo.

Sergio- Me niego… no lo quiero, basta…

Sara- ¿Qué te pasa Sergio?

Susi- Estamos todos entrando en locura paulatinamente.

Sara- Voy a servir la comida que tengo preparada… ¿me ayudas Sergio…?

Se levantan los dos, se dirigen a la cocina… la cámara les sigue…

Sara- Mira, tengo algo de humus y unas cuantas pitas… después dos sushis de salmón para cada uno… un poco gazpacho… y olivas y jamón para picar… ve sacando… y por favor relajémonos… me empieza a dar miedo el ambiente…

Sergio- Todos estamos medio locos… deja fluir… conoces bien la filosofía budista… mente en blanco y luego a vivir…

Sara- Bueno, lo que me vendes no es filosofía budista…

Sergio- ¿Cómo qué no?, en el budismo si sabes respirar y meditar, se produce un cambio en el espíritu, en el que todas las subjetividades cogen perspectiva… ya piensas, sin ninguna subjetividad, en los asuntos que te preocupan…

Sara- Menuda descripción más personal…

Sergio- ¿Sacamos la comida?

Sara- Adelante, puedes empezar…

 

 

Escena 4- Susi y Jack están en la cama de Jack… acaban de hacer el amor… de fondo suena Pink Floyd… cada uno bebe una cerveza… La cámara les enfoca desde arriba… se les ve desnudos hablando…

Susi- De esto ni pío… no sé puede enterar nadie…

Jack- Susi… somos adultos… ¿te da vergüenza follar conmigo…?

Susi- Yo nunca follo sin estar enamorada.

Jack- O sea, que estás enamorada de mí… No me hagas huir…

Susi- ¡Cabrón…!

Jack- Lo digo en broma… no ves que eres una mujer espectacular… me iría a la cama contigo siempre que quisieras.

Susi- Pues, no va a volver a suceder…

Jack- Dame un beso cariño…

Susi- ¡Calla…!

Susi se levanta para ir al baño…  tiene cara de descolocada… va renegando…

Susi- ¡No puedo ya ni beber?

Jack- A mí me gusta que bebas…

Susi- Como se lo digas a Sergio y a Sara te la corto.

Jack- No te había visto tan mal hablada en la vida… además estás enloquecida…

Susi- Siempre la cago… todo lo hago mal…

Jack- Pues follas muy bien.

Susi coge uno de sus zapatos de tacón y se lo tira a Jack, con la mala suerte de que da en la pared y se rompe el tacón…

Susi- ¡Joder!

Jack- Relájate, lo hemos hecho… no querías pero te has dejado ir… guarda los buenos recuerdos del momento, y si no quieres, no nos acostamos más… pero relájate…

Susi- Voy a preparar café…

Jack- Me has de enseñar las fotos de los últimos lienzos que has pintado…

Susi- Cuando me beba cuatro tazas de café te las enseño… mientras tanto vigila que te puedo morder…

Jack- Qué excitante…

Susi- ¡Calla!

Susi va hacia la cocina, la cámara le sigue, antes de llegar a la cocina entra en el baño y mea, la cámara la sigue también al baño… en la cocina mientras prepara el café, va tarareando Hotel California de The Eagles… luego prepara unos huevos y un zumo de naranja para los dos… lleva a la cama el desayuno…

Susi- Como no ha sido tan mal sexo como el que me temía, te he preparado el desayuno.

Jack- Ohhh… solo por darte placer…

Susi- Solo por eso ya ha valido la pena acostarte conmigo, ¿no?

Jack- Eres tan susceptible… y paranoica…

Susi- ¡Sí, soy una puta artista cajera de supermercado!, no se pueden lanzar cohetes por mi vida.

Jack- Tienes una buena vida y eres una mujer interesante…

Susi- Que me pase todo el día leyendo a la generación poética de los 50 no tiene nada que ver.

Jack- Tiene mucho que ver… posees una sensibilidad especial, muy pocos la tienen…

Susi- Por eso tengo tanto éxito con mis lienzos…

Jack- Tendrás éxito… soy medio profeta sabes…

Susi- Y medio Clown también.

Jack- Ja, ja, ja… sobre todo cuando te penetro.

Susi- No me lo recuerdes.

Jack- Lo recordarás toda la vida.

Susi- Seguramente, en forma de pesadilla…

Jack- ¿Ahora al placer le llamas pesadilla?

Susi- Qué quieres que te diga, que me ha gustado… sí, me ha gustado…, mira, si hay algo que detesto de mis amantes es que se crean perfectos, buenos hombres, buenos amantes… la pareja ideal, aunque sea de una noche, no existe…

Jack- La has encontrado… soy yo, ¿no te has dado cuenta?

Susi- Vaya autoestima más inflada… aquí hay inflación de auto sentires… que te den.

Jack- Íbamos bien, vamos a tratar de volver a enderezarnos, ¿vale?

Susi- Contigo es casi misión imposible… además comes como un cerdo…

Jack- El sexo contigo me ha dejado hambriento.

Susi- ¿Cuándo no estás hambriento?

Jack- Dentro de una hora he de trabajar un poco… tengo que mirar books de artistas y elegir a dos… quiero representarlos…

Susi- ¿En serio?, ¿al fin te empiezas a mover?

Jack- ¿Quieres ayudarme a elegir  a artistas con los que poder trabajar? Tú tienes criterio.

Susi- Me encantaría… ahora empezamos a enderezarnos…

Jack se levanta de la cama, abre una botella de vino con dos copas, y enciende el portátil, las cámaras le siguen… sirve dos copas… pone a  Joe Henderson de fondo, y empiezan a mirar los trabajos de varios artistas…

Susi- Llevamos mirados tres artistas, a mí no me han gustado, son la imitación de otros más famosos

Jack- Tienes razón, pero paciencia, tengo diez books más.

Susi- Pues sigamos.

Jack- Estos cuadros son originales…

Susi- Sabes lo que más me gusta… que aunque sean abstractos y no tengan nada de perspectiva, transmiten mucho, dan la sensación de movimiento, además de qué parecen abarcar un todo sentimental… en ellos no cabe más energía, sentimientos, espíritu… hacía tiempo que no veía algo tan bueno. Creo que con este artista deberías trabajar.

Jack- Tienes razón, a mí también me ha atrapado.

Miran todas las obras del artista con tranquilidad y brindan con la copa de vino… pasan al siguiente artista. La cámara les ha enfocado a ellos y al ordenador.

Susi- Este es un Picasso de los 50…

Jack- Picasso solo hay uno, cualquier réplica es mala… pasemos al siguiente.

Susi- Este, este solo pinta manchas en paredes, me gusta… son manchas con formas, manchas que podrían ser de humedad sobre diferentes colores, las formas son abstractas y sugerentes, este será el otro artista.

Jack- Puede ser, pero sigamos evaluando a otros.

Susi- Este no, sus cuadros no me llaman nada la atención, son mediocres.

Jack- Mira este otro, que collages más atractivos, este es arte protesta, político…

Susi-Sí… y además con mucha sensibilidad… mira este periódico, estos colores y texturas, además es muy matérico pero no sé parece al arte de Tàpies. Escógelo.

Jack- Susi, quieres trabajar con nosotros. A Sergio seguro que le gusta la idea. Además, si quieres a ti también te representamos… tu obra es tan interesante como la que hemos seleccionado.

Susi- Fóllame otra vez por favor.

Empiezan a hacer el amor en la cama, hacen bastante escándalo, la ventana de la habitación está abierta y se oye un grito de hombre del exterior que dice, ¡parar ya, cerdos! Acaban el acto y se tumban uno al lado del otro desnudos, la cámara les enfoca desde arriba…

Susi- Tengo que llamar a Sara… tenemos que hablar de cosas…

Jack- ¿De qué cosas?

Susi- Quiere escribir… sobre mis cuadros… quiere publicar un libro con fotos de mis pinturas, junto a sus interpretaciones de las obras…

Jack- ¿No me lo habíais dicho?

Susi- Es un proyecto nuestro… no debía comentarte nada… o sea… que no hables más de la cuenta.

Jack- Por supuesto, me llevaré el secreto a la tumba.

Susi- Así me gusta.

Susi llama por el móvil a Sara…

Sara- ¿Diga…?

Susi- Hola Sara, ¿qué tal estás?

Sara- Bien, ¿qué haces?, se oye la música bastante fuerte… tienes bastante buen gusto, es Edith Piaf, ¿verdad?

Susi- Sí, no estoy en casa… no he puesto yo la música.

Sara- ¿Con quién estás?

Susi- Es lo de menos, hablemos de lo nuestro…

Sara- Sigue en pie la propuesta… si logro que nos publiquen el libro tenemos un romance durante una semana en las Islas Barbados.

Susi- Sí, sí, he aceptado… además… con lo atractiva que eres…

Sara- Pero hemos de planear el libro bien… necesitamos hablar sobre las pinturas, quiero que sea una interpretación elaborada por las dos… además hemos de contratar a un buen fotógrafo para que haga fotos de los lienzos…

Susi- Quedamos en una hora en el Zurich… buscamos un bar tranquilo y hablamos…

Sara- De acuerdo hasta ahora…

Susi- Hasta ahora.

Cuelgan el teléfono, Jack mira a Susi con cara de perplejidad… y hace gestos de sorpresa…

Jack- No sabía que teníais algo entre las dos.

Susi- No es nada, forma parte del trabajo…

Jack- A eso se le llama prostitución…

Susi- Que te den.

Susi va hacia el baño para ducharse. La cámara la sigue y estás dos minutos enfocándola mientras se ducha.  Luego se viste, se despide de Jack y se va del piso…

 

 

Escena 5- Susi está con Sara en un bar del centro… la cámara las enfoca, y cambiando cada vez que  cambia la dialogante… beben dos copas de vino blanco…

Susi- ¿Estás segura de que apuestas por mí en este proyecto?

Sara- Tus pinturas son muy buenas, deberías creer más en ti…

Susi- Si creo, lo que intento ser realista.

Sara- ¿En qué consiste la realidad?, de gusto no hay nada escrito, y a mí me gustan tus pinturas…

Susi- Gracias, gracias… pero… y… ¿desde cuándo te produzco deseos sexuales?

Sara- Desde siempre corazón… eres una mujer muy interesante, tienes un muy buen cuerpo, y tú trabajo creativo es envidiable, como no voy a sentir deseos por ti…

Susi- Pero… yo nunca me he acostado con una mujer…

Sara- Será la primera vez, y te gustará…

Susi- ¿Tú has tenido muchas relaciones lésbicas?

Sara- Tantas cómo heterosexuales, o quizás más…

Susi- Eres sorprendente, te conozco desde hace muchos años, y no sabía que te iba tanto la carne como el pescado…

Sara- ¿Por qué te sorprende?

Susi- ¿Tienes una pinta de devora hombres?

Sara- Calla ya… disfrutarás conmigo…

Susi- Me lo prometes…

Sara- Por supuesto…

Susi- Las cuestiones esenciales importan pero no tanto… estoy abierta…

Sara- ¿Con quién estabas cuándo te he llamado?

Susi- Con Jack… me lo he follado…

Sara- No jodas… el más buscado…

Susi- Exacto…

Sara- ¿Ha ido bien?

Susi- La mediocridad abunda en este mundo…

Sara- Lo sabía…

Sara pide otras dos copas de vino blanco… suena Joni Mitchell de fondo…

Susi- Sabes que en realidad me atraes…

Sara- No me digas.

Susi- Pero lo principal es que se publique el libro, que sea brillante y que guste…

Sara- Por supuesto, nuestra historia es lo de menos.

Susi- Sabes, siempre he soñado con ser una mujer emancipada, exitosa laboralmente, haciendo durante todo el día lo que me apetece, en fin, en ser una mujer feliz.

Sara- ¿No es así?, yo veo todas estas características en ti.

Susi- Pero no soy feliz ni me realizo laboralmente…

Sara- Mujer, supongo que pintando sí que te realizas.

Susi- Pero no es mi trabajo, con los hobbys todos nos realizamos.

Sara- O nos autodestruimos… será tú trabajo y te realizarás con él.

Susi- Que el destino, o Dios, o la vida te oiga.

Sara- Tú me has de oír, y hacer lo que tú desees con tú vida.

Susi- A las órdenes mi capitana…

Sara- Me vas a servir dentro de poco, he… mi vulva querida.

Susi- No me hables así, aún me voy a arrepentir del trato.

Sara- El trato ha empezado corazón y eres mía.

Susi- Me das miedo…

Sara se ríe escandalosamente.

Susi- He de trabajar, lo siento, me tengo que ir.

Sara- Pero si has dejado el supermercado…

Susi- En dos semanas tengo que tener pintados los 45 lienzos y tomarles las fotos, para presentártelas y que empieces a hacer el estudio de ellas.

Sara- Te voy a desmenuzar, voy a interpretar tu obra como hacen los psicoanalistas con los sueños… voy a llegar a tus más absoluta profundidad.

Susi- En serio… me das miedo.

Sara- Sal corriendo a trabajar, tengo ganas de ponerte las manos encima.

 

 

Escena 6- Jack y Sergio están en casa de Jack trabajando… suena, de fondo Duke Ellnigton… beben dos tazas de té. La cámara se pasea por la casa y luego los enfoca a ellos…

Sergio- Pero, ¿has hablado con la patrona otra vez, o no?

Jack- Por supuesto, incluso nos va a financiar si le presentamos propuestas interesantes…

Sergio- Pero no tenemos a ningún artista…

Jack- Tenemos a Susi, la vamos a representar.

Sergio- ¿En serio?, ¿está de acuerdo?

Jack- Completamente…

Sergio- ¿La has seducido?

Jack- Nos deseamos, no hay nada malo en ello.

Sergio- No es bueno mezclar los negocios con el amor.

Jack- Tranquilo… no es amor, es deseo.

Sergio- Eso dices ahora, ya me lo explicarás cuando paséis varios meses con el rollo.

Jack- Joder, no me crees, no me crees, necesito algo más fuerte, ¿quieres ginebra?

Sergio- Bebamos en vez de trabajar, bebamos…

Jack- Mira… no hay ninguna artista en la ciudad tan convincente como Susi… verás como la patrona nos apoya.

Sergio- Si tú lo dices… voy a mear…

Jack- Ya voy a preparar algo para picar…

Sergio- Trabajemos, Jack, trabajemos.

Jack- Mi mente no para de trabajar… no temas… todo saldrá rodado…

Sergio- No te reconozco, hace nada nadabas en el pesimismo…

Jack- Nuestra artista estaba más cerca de lo que creíamos, además… la Patrona está de nuestra parte, nada puede salir mal.

Sergio- Es posible que la Patrona pida algo a cambio de sus favores.

Jack- ¿Qué va a pedir…?

Sergio- Mira, ella está metida en la mafia de la ciudad… aún nos hará transportar cocaína por la Costa Brava.

Jack- ¿Estás psicótico? Solo es una mujer que tiene influencias, pero eso no quiere decir que burle la ley.

Sergio- Espérate y verás… pero prepara, prepara tú trabajo con Susi para mostrárselo a la Patrona… si tienes una buena presentación, es más posible que logres convencer y te compren.

Jack- Tú eres jefe de comerciales, sabes de marketing, y de psicología del ser comprante…

Sergio- No, no digas tonterías, solo uso el sentido común…

Jack- El menos común de los sentidos…

Sergio- Frase oída, repetida, masticada, cansina…

Jack- Estás… no me dejas en paz.

Sergio- Te he de apretar para que veas el mundo más claro…

Jack- No lo quiero ver más claro, solo quiero mirarlo a mi manera.

Sergio- Por supuesto, es la única forma posible…

Jack- ¿Entonces por qué me jodes tanto?

Sergio- Es mi forma de ser.

Jack- Estás fatal, mira volvamos al tema de la presentación… le hemos de pedir a Susi, que nos envíe un buen currículum artístico, las fotos de las obras, y compondré un power point con todo ello.

Sergio- Me parece perfecto, volvamos a la uni…

Jack- ¿Por qué lo dices?, el power point lo utilizan en las empresas.

Sergio- Por supuesto, solo estaba bromeando.

Jack- Pues deja las bromas para otro momento.

Jack va hacia el teléfono la cámara le sigue, llama a Susi:

Jack- Hola Susi, necesito fotos de tus obras, y tu currículum artístico… voy a preparar tu lanzamiento…

La imagen es del apartamento de Susi mientras habla con Jack… va cambiando la imagen de un interlocutor al otro en sus casas, dependiendo de quien hable…

Susi- Ni buenas tardes, ni buenos días, ni nada de nada, y la educación… dónde se fue…

Jack- ¿vamos a empezar a trabajar duro o no?

Susi- Nunca has sabido lo que es trabajar duro…

Jack- Mujer, soy un trabajador empedernido, otra cosa es que saque no beneficios…

Susi- Claro, pero… me pongo en tus manos… te advierto de que los negocios entre amigos acaban mal… ¿te quieres arriesgar?, pues adelante…

Jack- No creo que lo digas en serio… solo te voy  a vender  el trabajo de la mejor manera que pueda, ¿estás de acuerdo?

Susi- Por supuesto, pero quiero firmar un contrato, que quede todo claro, no quiero ningún fallo legal…

Jack- Eso está hecho, tengo un amigo abogado…

Susi- Ya estamos con los amigos y conocidos, y listillos, y soluciona problemas… pisa suelo firme Jack, pisa suelo firme…

Jack- Lo piso y con toda el área de la planta de mis pies…

Susi- No, si además tiene los pies planos, estás defectuoso de fábrica…

Jack- Pero soy atractivo… ¿verdad?

Susi- Aunque me folles de vez en cuando, nunca tendrás ningún derecho por mover mi obra…

Jack- Lo sé, no quiero derechos, solo es una ayuda que te doy… vamos que si vendes obras no me has de dar nada de dinero.

Susi- Lo que pongamos en el contrato es lo que haremos… está claro… otra vez… te lo tengo que decir…

Jack- Por supuesto, todo ha de quedar muy claro…

Susi- Y que conste que te llevarás el 25 % de las ganancias.

Jack- No… ¿en serio…? a mí no me hace falta el dinero… he tenido la suerte o la mala suerte de nacer en una familia rica, por lo tanto soy rico y tengo todo lo que quiero…

Susi- Me estás restregando por la cara lo pobre que soy… somos de clases sociales opuestas… el cultivado que nunca tiene que trabajar… y la cajera de supermercado a la que le gustaría ser artista…

Jack- Bueno, paramos ya de decir tonterías… los dos tenemos un objetivo, pues a por él.

Susi- No jodas, así de sencillo es…

Jack- Por supuesto… esta tarde pasa por tu casa y firmamos un contrato, ¿vale?

Susi- Así me gusta, todo legal…

Jack- Sí, pero el contrato es entre nosotros, sin meter a nadie en medio…

Susi- Sabes qué es la primera vez que tengo un representante.

Jack-  Te represento y soy tú amante, ¡qué más quieres?

Susi- La cuestión es que quiero un poco menos de carga, un poco menos.

Jack- No te quejes y hasta dentro de un rato.

Susi- Hasta ahora.

Los dos cuelgan el teléfono… pero hay una imagen de Susi desnudándose y metiéndose en la ducha… y luego las imágenes se centran en Jack Y Sergio…

Jack- ¿Lo celebramos con un cognac y un porro?

Sergio- ¿Qué quieres celebrar? ¿Todavía no hay nada que se pueda celebrar?

Jack- Bueno, pues lo celebro yo…

Jack se lía un porro y se sirve un cognac…

Sergio- Anda dame un poco.

Jack le lanza un beso desde la distancia…

 

Escena 7-

Sara, Susi, Sergio y Jack, están comiendo unos bocadillos en un bar, beben cerveza… hablan relajadamente. La cámara los enfoca mientras hablan, empieza con una toma en perspectiva de todo el bar, luego va enfocando    tres mesas, una después de otra, con sus clientes,  de fondo suena Let It Bleed de The Rolling Stones… la imagen acaba en su mesa…

Sara- Sois unos cuentistas, pero lo que está claro es que somos promiscuos laboralmente, todos tenemos proyectos con todos…

Jack- Somos promiscuos laboralmente y sexualmente, al menos yo…

Susi- ¿A sí?, creía que yo era tu chica…

Jack- Y lo eres, junto a otras.

Susi- ¡Qué cerdo!

Sergio- ¿Y yo que pensaba que estabas por mí?

Jack- Yo estoy con todo aquél que me pueda dar placer… soy un cirenaico.

Sara- Eres un cuentista… en todos los aspectos…

Susi- Estoy de acuerdo, a votaciones, ¿es un cuentista o no?

Sergio- Por supuesto que es un cuentista…

Jack- Si leyeses los relatos breves que redactaba durante mi adolescencia, os confirmaría mi cuentismo…

Susi- Pidamos cuatro cervezas más.

Piden las cuatro cervezas y continúan hablando…  suena Just like a woman de Bob Dylan.

Jack- Mirad a ese tipo que está allá…

Susi- Cuál, ¿el del jersey verde?

Jack- Sí, es de las personas más influyentes del comercio del arte en Barcelona… está moviendo a los mejores y tiene renombre a nivel europeo. Si cuándo lleve seis cervezas sigue en esa mesa voy a hablar con él.

Susi- ¿No crees que deberías hablar con él sobrio?

Sara- Por supuesto, como te note algo afectado por el alcohol, perderás toda tu credibilidad…

Jack- Pero, mirad, él tiene una botella de Jameson en la mesa.

Sergio- Si quieres puedo ir a hablar yo, ahora.

Jack- No, no, ¿quedaría mal?

Sergio- Que más da, lo importante es que salgan nuestros proyectos adelante.

Susi- Jack, eres un cobarde…

Jack-  No jodas, lo que pasa es que de esta conversación puede surgir la luz… puede ser determinante.

Sergio- Entonces es cuando te has de crecer, y si hace falta, actuar tú también.

Jack- Me acabo la cerveza y voy a hablar con él.

Sergio- Yo creía que con la Patrona ya estábamos dentro del mundo del arte de la ciudad.

Jack- Seguro que lo estaremos, pero él es Rudy, podemos entrar en el recorrido de las principales ciudades artísticas europeas.

Sergio- Habla, habla, aunque creo que vives en tú nube particular, y hasta que no salgas de ella, no verás nada claro.

Jack- No jodas, nube particular…

Jack se levanta y va hacia la mesa de Rudy…

Jack- Hola Rudy, soy Jack, estoy promocionando a una joven artista muy interesante de la ciudad… es aquella joven de allá…

Jack señala a Susi con el dedo.

Jack- Mira, tengo aquí un pen con fotos de obras de Susi, ¿si las quieres mirar…?

Rudy- Dame el pen, nos pasamos los contactos, y si no te he llamada en dos semanas me llamas tú, te diré si puedo hacer algo por vosotros o no.

Jack- Muchas gracias señor Rudy…

Rudy- No me trates con pleitesía, no lo soporto.

Jack vuelve a su mesa con una gran sonrisa en la cara…

Jack- Lo vamos a conseguir, dentro de poco todos estaremos dentro del negocio…

Sara- Pareces un corrupto hablando en una película de Sidney Lumet.

Susi se ríe…

Susi- Jack tiene alma de bandolero, de ser un fuera de la ley.

Jack- Los cuatro en algún momento de nuestras vidas hemos estado en la línea divisoria.

Sergio- Unos más que otros…

Susi- Sí, y tú relacionándote con gente como la Patrona o Rudy… vigila Jack, vigila.

Sara- Sabéis qué pienso, que todo es mera ilusión, nunca estaremos en el negocio, somos demasiado buenos para meternos en él.

Jack- Noto aquí cierto aire pesimista.

Sara- ¿Alguna vez has tratado con magnates del arte…?, ¿sabes con quién te enfrentas?

Jack- Son gente de carne y hueso, como nosotros…

Susi- Son gente muy influyente, mueven mucho dinero…

Jack- Pero no me voy a codear con los magnates del arte, solo quiero entrar en el mercado.

Susi- Vigila Jack, aunque te creas intrépido puedes pagar los platos por novato.

Jack- Todo en la vida es un aprendizaje, esto también.

Sara- Quién avisa no es traidor…

 

 

Escena 8-

Jack, La Patrona y Rudy están en un pub nocturno bebiendo ron… hablan acaloradamente…

Jack- Me prometisteis que todos ganaríamos con esto.

La patrona- Y ganaremos todos, para empezar te he conseguido una sala donde expondrá  tu amiga…

Jack- Sí, pero los grandes beneficios te los llevas tú…

La Patrona- Quien quiere trabajar conmigo se ha de atener a mis normas. El 70 para mí el 30 para vosotros.

Jack- Pues para que podamos obtener ganancias hemos de vender muchos lienzos.

Rudy- Jack, este es el despegue, si Susi gusta, poco a poco la irán pretendiendo.

La Patrona- los comienzos suelen ser míseros.

Jack- ¿La reunión tenía que ser a estas horas y con un ron?

La Patrona- Un ron no, el ron… Ron Viejo de Caldas no es un ron cualquiera.

Jack- ¿Eres colombiana?

La Patrona- No, mi hijo es colombiano.

Jack- Su padre es colombiano.

La Patrona- ¿Por qué quieres saber tanto de mi vida privada?, es adoptado, nació en Medellín.

Jack- Tienes suerte de tener hijos…

La Patrona- No te pongas tierno, ¿que te ha hecho efecto el ron?

Jack- No, estoy bien, me preguntaba qué tipo de vida hay detrás de lo que los demás vemos de vosotros.

La Patrona- Tengo fama de no tener ningún escrúpulo… no soy una mujer sensible…

Jack- Para el arte sí lo eres…

La Patrona- Qué va, a mí me asesora Rudy, para lo único que tengo sensibilidad es para conseguir dinero del modo que sea…

Jack- Susi es buena, muy buena, una vez entre su obra en el mercado del arte, ya no saldrá de él.

La Patrona- Es un pronóstico un poco precipitado…

Jack- Hagamos fuerza, trabajemos porque una cajera de supermercado llegue a vivir de su verdadera pasión.

Rudy- He visto las fotos de sus cuadros, son originales y atractivos, no estamos tratando con alguien que quiere ser artista, estamos tratando con una verdadera artista.

La Patrona- Si eso es cierto triunfará, yo me encargaré de ello.

Jack- Tú y los compradores de arte… ¿no?

Rudy- Por supuesto, pero ellos se ciñen a la reputación del artista, y eso se va adquiriendo con trabajo y marketing.

La Patrona- Ya os lo he dicho, Susi, la puñetera Susi, va a triunfar.

Jack se despide cortésmente de los dos y se va del bar, la cámara le sigue por la calle… mientras la cámara enfoca su paseo por detrás se ve a la gente con que se cruza y las calles de la ciudad… se oye una voz en off…

Voz en off- Cuando el positivismo no es relativo, sino que es absoluto, parece que se vuelve sobre los andenes de unas calles muchas veces pisadas, algunas veces vomitadas… el paso, seguro, nítido, contundente, es demoledor, la vida tienes sus limitaciones, la muerte siempre está al acecho. La concurrencia mira las historias ajenas con más o menos desgana, se debería acabar la época de los filántropos románticos. Después de días y días ideando, organizando, apuestan por ellos, se merece una copa, o dos, o tres, para Jack, no hay término medio, todo son excesos, hasta su capital en cuentas suizas son un exceso… ha  apostado y ha ganado, la vida sigue, la lucha sigue, nadie puede negar que la vida es una lucha sangrante, nadie…

 

 

Escena 9-

Jack y Susi están desnudos en la cama de Susi, beben vino blanco, suena Hole Lotta love de Led Zeppeline.

Susi- No quiero acabar nunca más en la cama contigo.

Jack- ¿Por qué? Si nos lo pasamos muy bien.

Susi- Pero ahora tenemos negocios juntos… los negocios y el sexo nunca han compaginado bien.

Jack- Pues a mí me parece que sí…

Susi- Tú con tal de echar un polvo…

Jack- Hoy me ha de decir Rudy si expones en la galería de Consejo de Ciento.

Susi- No me lo puedo creer, cómo cambian las cosas…

Jack- Por supuesto, pero los cambios se han de buscar…

Susi- ¿No crees en el destino?

Jack- ¿El destino?

Susi- Tenemos la vida predeterminada.

Jack- Predeterminada por quién…

Susi- Por la naturaleza misma…

Jack- No jodas, esto suena panteísmo duro…

Susi- Soy una panteísta convencida…

Jack- Eso está muy bien… ya sé cómo follan las panteístas…

Susi- Imbécil…

Jack- Para servirle.

Jack pone Pretty Woman y empieza a bailar provocativamente para Susi.

Susi- Eres el anti erotismo… no entiendo ni cómo puedes ser mi manager…

Jack- Me vas a despedir por feo, claro, debería servir como igualdad de género…

Susi- Exacto, mujeres al poder, que se efectúe la extinción de los feos…

Jack- Incluso sois más crueles que nosotros… anda ven a bailar conmigo…

Jack pone So What de Miles Davies y saca a bailar a Susi…

Jack- Por mi amiga más bonita y más consentida…

Susi- Venga, vamos a bailar, hay que ver lo que se ha de hacer para conservar a un amante…

Jack- Hay que ver lo que te quiero…

Susi- No te creo, no me digas cosas que no son ciertas…

Jack- No sé si te quiero, pero siento algo bonito por ti…

Susi- Sientes una excitación palpable.

Jack- Eso también, todo lo has de mirar por el lado guarro… pero…

Susi- Pero que, ¿o no sientes una excitación animal por mí?

Jack- Por supuesto que la siento.

Susi- Sabes Jack… quiero meterme en el mundo del cine… la fotografía y las imágenes en movimiento siempre me han atraído… estoy redactando un guión… cuándo lo acabe de redactar te lo muestro… ¿quizás podrías hablar de él a La Patrona y a Rudy…?

Jack- Lo haré, eres un alma inquieta y explosiva.

Susi- Hago lo que quiero en cada momento, incluso soy cajera porque quiero… sabes lo que me excito cobrando a hombres y mujeres… mis fantasías vuelan.

Jack- Eres un poco putita…

Susi- Soy muy putita, y aunque follemos e intentes vender mi trabajo, no soy tuya, ¿entendido?

Jack- Lo sabía antes de hacerlo contigo por primera vez…

Susi- Así me gusta, las cosas claras… ahora somos mucho más liberales las mujeres que los hombres…

Jack- Las mujeres tenéis una personalidad libre, complicada y subjetiva… los hombres parecemos hechos con moldes… todos somos iguales…

Susi- Sois y seréis una mierda.

Jack- Somos y seremos vuestra verdadera razón de ser.

Susi- No me hagas reír… eres una cosa insignificante, no ves nada claro, confundes tus pensamientos que provienen de tus percepciones… no comprendes tu propia subjetividad…

Jack- ¿Quieres ofrecerme terapia psicológica?

Susi- Creo que a los dos nos iría bien… a ti en tú cabeza, y a mí en mi bolsillo.

Jack- De acuerdo, te van bien los lunes a las siete de la tarde.

Susi- Sí.

Jack- Pues los lunes a las siete tendremos nuestra hora terapéutica. ¿O necesitas que las sesiones sean de hora y media?

Susi- Con una hora semanal tendremos…

Jack- No te voy a pedir la titulación correspondiente, me fío de ti.

Susi- Ja, ja, ja, ja, bien hecho, confía y acabaras descansando al lado del Padre…

Jack- Psicóloga y teóloga, ¿tienes alguna sorpresa más?

Susi- Por ahora no, es todo… bueno sí… soy adicta al sexo…

Jack- No me lo ha parecido nunca… veo que disfrutas pero tanto como adicta…

Susi- Pues sí, adicta al sexo y a las relaciones… nadie que haya tenido una relación amorosa conmigo ha salido bien de ella.

Jack- No jodas, ¿es una amenaza?

Susi- Es una realidad… no te podrás desprender de mí en toda tú vida.

Jack- Lo sé, eres una mujer peligrosa.

Susi- Soy una mujer moderna, siempre decido yo… decido trabajar en un  supermercado, decidiré el tiempo que estaré trabajando allí. Decido cuándo y cómo me vas a follar. Decido cuándo voy a vender mis lienzos… ¿qué más quieres?, soy la modernidad hecha realidad. Las feministas quieren que las mujeres tengan el espíritu que yo tengo… mujeres emancipadas e iguales a los machos… a los putos machos…

Jack- Pero bien que te atraen…

Susi- Pero es momentáneo, a la que quedo satisfecha ya no me interesan para nada… tú, porque trabajas con mi trabajo.

Jack- Por supuesto, te entiendo…

Susi- Así me gusta, las cosas claras…

Jack- En algún momento tu corazón cederá… y… te enamorarás locamente.

Susi- No va conmigo, yo la pasión y el amor los dejo para los lienzos…

Jack- Vives en el mundo de los conceptos y de las ideas…

Susi- Hay algún lugar más apacible…

Jack- La cultura no hace feliz…

Susi- Pero el que se sumerge en su mundo es por voluntad propia… sino es imposible entenderlo…

Jack- Como nosotros dos, dos amantes de las cosas bien hechas, aunque algo de trapos sucios… si no queda remedio…

Susi- A ver… estamos trabajando para la Patrona…

Jack- No trabajamos con ella… lo que pasa es que nos hace el camino más fácil.

Susi- Espera un tiempo y verás cómo nos pide los favores que se le antojen… quizás nos hemos quedado enganchados en asuntos turbios…

Jack- Eres una fantasiosa… con el sexo eres también así.

Susi- Eres un morboso…

Susi se levanta de la cama, se empieza a vestir, la cámara solo la enfoca a ella.

Susi- ¿Vamos a la calle?, ¿quiero ver el mundo?

Jack también se viste, salen del piso, la cámara les sigue los pasos, cada medio minuto la cámara se fija en un edificio interesante de la ciudad, o en una pareja peleándose o en una pareja besándose…

Susi- tengo ganas de caminar mucho rato, de sudar, de sentir los músculos de mis piernas cansados.

Jack- Y… ¿dónde quieres ir?

Susi- A ningún lado, quiero caminar…

Jack- Caminar por caminar…

Susi- No todos los recorridos tienen un final previsto… lo importante es caminarlos… por eso te digo, que lo de La Patrona… ¿es necesario?, no puedo seguir trabajando en el super y pintar cuando me apetezca.

Jack- Por supuesto que puedes… pero sería desaprovechar un gran talento.

Susi- Lo dices para que no me eche atrás.

Siguen caminando, en la calle Caspe, un joven inmigrante le estira el bolso a una mujer y huye corriendo… la cámara enfoca el robo.

Susi- Persíguelo, es un ladrón, deberíamos castigarlo.

Jack- ¿Acaso crees en la justicia social?

Susi- Por supuesto…

Jack- Pues no funciona…

Susi- ¿Cómo lo sabes?

Jack- La gente se deja llevar, deja mucho que desear.

Susi- Quizás, pero entonces que nos queda, la justicia de los magistrados, de los putos magistrados…

Jack- No hay justicia verdadera y eficaz en este mundo…

Susi- Eres un ruin nihilista.

Jack- No jodas, creo en lo que quiero creer…

Susi- ¡Eres un sucio nihilista!, las creencias no se quieren creer, se creen o no se creen, es un sentimiento irracional… es un impulso vital…

Jack- Calla, calla… que me duele la cabeza… eres una dogmática…

Susi- ¡Yo, dogmática…! esta noche va a acabar mal…

Jack- No me gustan las medias tintas, o eres dogmático o eres pirronista o nihilista….

Susi- Pero que tonto que eres… no soy dogmática ni escéptica. Creo en lo que creo, pero con autocrítica.

Jack- No existe la autocrítica verdadera, siempre hay una última excusa.

Susi- Me estás sorprendiendo, estás peor de lo que creía… y tú me quieres representar a mí… no me fío de lo que puedas decir cuando hables de mí… desconfío.

Jack- No me digas, ¿esta noche pasada sí que confiabas en mí?

Susi- No tienes ni idea de lo que sentía… quizás te he follado solo buscando algo a cambio.

Jack- No eres capaz.

Susi- Desconfía de todo el mundo, es un buen consejo.

Jack- Incluso de ti.

Susi- Yo soy la peor.

Jack empieza a correr, cuándo se ha adelantado cincuenta metros abraza a una mujer que pasa por su lado… Susi se fija bien y ve que es Sara… se acerca rápidamente a ellos… la cámara enfoca a Jack corriendo y luego se convierte en un plano general de la escena.

Susi- Mujer, que casualidad más casual…

Sara- Valga la redundancia…

Jack- Solo falta Sergio, ¿le llamo?

Sara- No…

Susi- ¿Para qué?, no crees que ya somos multitud, además Sergio es solo tu ayudante, no tiene ni idea de arte…

Jack- ¿Es ese un motivo para no apreciar a una persona?

Susi- Por supuesto…

Sara- Eso es clasismo…

Susi- Sí… claro… una clasista cajera de un puto supermercado…

Jack- Pero… ¿no nos has dicho que te gusta tu trabajo?

Susi- Absolutely…

Sara- Don´t think twice it´s all right…

Jack- ¡El gran Bob Dylan!, conozco un local cerca que nos pondrán todos los temas de Bob Dylan que queramos…

Susi- Pues, a que esperamos, vamos, vamos hacia el super local…

Jack- Todo lo mío es super…

Susi se acerca a Jack y le pasa la mano por los genitales…

Susi- ¿Estás seguro?, ¿todo lo tuyo es super?

Jack para a un taxi… le da al conductor la dirección del local… en el taxi suena música tecno…

Jack- Esta música me gusta.

Susi- Es Bajo fondo tango club… mezclan su música electrónica con tango argentino… ellos son argentinos.

Sara- Es una música increíble…

Jack- Yo tengo en casa trabajos de ellos, y dos botellas de Chibas Regal. Vamos allá.

Sara- vale, ya iremos al bar de Bob Dylan otro día.

Susi- Perfecto…

Jack le da la dirección de su casa al taxista.

Escena 10- Jack, Susi y Sara están en la sala de la casa de Jack escuchando a Bob Dylan… beben Chivas Regal. Hablan acaloradamente.

Jack- Mi gran fantasía no realizada es hacer un trío con dos mujeres.

Sara- ¿Por qué nos lo cuentas?, nunca va a pasar.

Susi- A mí me pareces muy atractiva, Sara. Yo me lo pensaría con más calma.

Sara- Por favor Susi, no me veo comiéndote el chocho.

Susi- Pues varias personas me han dicho que lo tengo delicioso.

Jack- Te lo puedo corroborar.

Sara- Haced el trío con Jonny Mitchell, es bastante atractiva…

Susi- Estaríamos encantados, ¿verdad, Jack?

Jack- Contigo también estamos encantados, Sara.

Sara- Nunca me había sentido tan deseada…

Susi- Porque eres más que bonita.

Sara- Soy hiperbonita…

Jack- Exacto hiperbonita.

Sara bebe un buen trago del vaso y le da un beso a Jack en la boca… Susi sonríe…

Sara- ¿Por qué sonríes Susi?

Susi- No, por nada… sigamos escuchando a Bob Dylan.

Jack- Os tengo que dar una noticia…

Sara- Dínosla…

Jack- Susi tiene contratadas ya dos exposiciones.

Susi- ¿Dónde?

Jack- En dos galerías de l´ Eixample…

Susi- ¿En serio?, ¿no me lo puedo creer?

Jack- ¿Por qué no?, has de creer en tus posibilidades, tienes la autoestima por los suelos.

Susi- ¿Me vas a intentar ayudar?, cierra el pico.

Jack- Que mujer más árida…

Sara- ¿Cuándo expondrá?

Jack- La primera exposición serás el segundo trimestre de este año, y la otra el primero del año que viene.

Sara- Brindemos por Susi.

Jack- Susi, tus éxitos son nuestros éxitos.

Susi- Gracias, pero… creo que… solo soy una cajera de supermercado…

Jack- Y una gran artista…

Susi- Gracias de nuevo.

Jack llena los tres vasos con Chivas Regal. Suena de fondo Menphis blues again… el día apacible se empieza a enredar.

Jack- ¿Lo podríamos celebrar los tres en mi cama?

Sara- Ni lo sueñes.

Susi- Yo sí que lo sueño.

Sara- Pues que se quede en un anecdótico sueño.

Jack- Intentemos que no sea así.

Sara- Pero así será.

Jack- Bebamos y disfrutemos… lo que tenga que pasar…

Sara- No pasará… pero bebamos y riamos, que somos tres amigos a las puertas del éxito…

Susi- El éxito es un supermercado de mi país… y… nunca he trabajado en él.

Jack- ¿Qué hacías en Colombia?

Susi- Formarme, formarme y formarme… y en mis ratos libres daba clases de castellano en una academia de refuerzo del idioma…

Sara- Me gusta… eres una persona cultivada… no cómo otras…

Jack- ¿Te refieres a mí?

Dylan fuerza la voz, Sara se gira hacia el bafle… Jack aplaude…

Jack- Dylan expresa, es lo que mejor se le da.

Sara- Pero a veces es un poco estridente, ¿no crees?, como Tom Waits no hay nadie…

Susi- De gustos no hay nada escrito… yo prefiero a Tom Petty…

Jack- Petty, Petty, pongamos a Petty, buscadlo mientras traigo la otra botella de Chibas.

Sara- Jack, ¿eres alcohólico, verdad?

Jack canta…

Jack- No te quieres enterar, que te quiero de verdad…

Susi- El ama a toda mujer a la que se la puede meter, pero el amor le dura lo poco que dura el polvo…

Sara- Ya lo sé, es de los hombres de los que debes tener cuidado…

Susi- Ni más ni menos, a mí ya me la ha metido varias veces… no está tan mal si te interesa saberlo…

Sara- Gracias por la información pero por ahora no cataré su sabor…

Jack- Tú te lo pierdes…

Sara- Lo que ocurre es que sé escoger bien…

Jack se levanta y empieza a bailar un tema de Tom Petty…

Susi- ¡Quítate la camisa campeón!
Jack empieza a hacer un striptease para las dos amigas… se queda en calzoncillos…

Susi- ¿Te vas a quedar así…? Eso es ir vestido…

Sara- Qué siga la música… ánimos Jack, que tú puedes…

Jack sirve tres copas más de chivas…

Jack- Tengo frío, ¿vamos a la cama?

Los tres se meten en la cama… de fondo sigue sonando Stan Getz… se empiezan a besar entre ellos.

 

 

Escena 11- Sergio y Sara están en un bar comiendo un menú… la cámara enfoca el bar y luego a ellos…

Sergio- No sé a dónde quiere ir a parar Jack, La Patrona y Rudy no son de fiar, está haciendo tratos con ellos… nos está involucrando a todos…

Sara- Pero… lo tiene todo controlado, ¿no?… ¿o en dos días tendremos a unos matones llamándonos a la puerta…?

Sergio- Yo de ellos no me fío… Jack está muy confiado… pero esa gente por unos cuántos euros puede llegar a matar.

Sara- Hablemos con Jack… no puede seguir adelante con la operación Susi…

Sergio- Susi está encoñada con Jack…

Sara- ¿Y quién no lo está?

Sergio- ¿Quién no lo está?

Sara- ¿Tú también lo estás?

Sergio- Jack es un loco muy atractivo, cualquiera se puede encoñar…

Sara- Tracemos un plan, ¿cómo podemos romper los tratos con la Patrona?

Sergio- Hemos de elaborar una estadística y demostrarles que apoyar a Jack y a Susi es perjudicial para ellos…

Sara- Bien, pero… ¿cómo?

Sergio- Quedemos mañana que te llevaré el plan preparado…

Sara- Nos encontramos mañana a las tres aquí mismo…

Sergio- De acuerdo…

Sergio y Sara se levantan, pagan sus consumiciones y se van… la cámara les sigue en todo momento.

Se ve el local del día anterior, entra Sara al local, diez minutos después entra Sergio, sonríe ampliamente.

Sergio- Mira, tengo aquí tres hojas impresas en las que he redactado lo necesario para echar el plan abajo.

Sara- No sabes saludar, se dice hola, ¿qué tal estás?, o a ti las normas educativas no te importan.

Sergio- Vale… que pesada… mira…

Sara coge la hoja, empieza a leer, mientras tanto Sergio pide dos cervezas.

Sara acaba de leer los folios.

Sara- Sergio, si entregamos esto a la Patrona, quizás quitamos del mercado para siempre tanto a Jack como a Susi… has mostrado como todos los proyectos que han iniciado los dos por separado han sido un fracaso… yo no quiero entregarle esto a La Patrona.

Sergio- Entonces que se sumerjan en el lumpen nuestros amigos.

Sara- No seas radical, quizás La Patrona solo los contacta…

Sergio- Pero siempre pedirá algo a cambio, hacer tratos con ella es tener una deuda de por vida…

Sara- Creo que has visto muchas películas de Francis Ford Coppola…

Sergio- Las he visto todas, es el mejor…

Sara- Pues… relájate, ¿vale?

Sergio- Yo voy a guardar el estudio, he tenido demasiado trabajo para lograr hacerlo… nos puede ser útil en poco tiempo.

Sara- En serio crees que La Patrona nos la va a jugar…

Sergio- Ella se mueve por interés… cuando ya no le seamos útiles nos dará una patada en el culo.

Sara- Eres muy negativo… ¿has tenido una infancia difícil o qué?

Sergio- Sabes que sí… además… siempre se ha de pensar en lo peor, para estar preparado, si el destino te lleva allí.

Sara- No me gusta tu energía… vas a acabar mal… el mal tiempo llama al mal tiempo…

Sergio- Mira que os estoy avisando… antes de hablar contigo lo hice con Jack… nadie me escucha.

Sara- Pidamos dos cervezas más, tengo sed… y un poco de buenas energías.

Sergio- Pidamos, y dejemos el tema, pero… estáis avisados.

Sara- Lo sé, y me fijaré, no perderé detalle de los acontecimientos que se avecinan.

Sergio- Yo tampoco… tenemos que mirar con mirada de águila, adelantarnos a los acontecimientos…

Sara- Pero no quiero alarmas falsas, que entonces sí que nos la jugamos…

Sergio- Por supuesto, tienes razón.

 

 

Escena 12-

Están Jack, La Patrona y Rudy en casa de La Patrona, discuten, beben ginebra… suena el trabajo Desire de Bob Dylan.

La patrona- Lo siento, ¡han cambiado las normas!, ahora el 90% de los beneficios serán para nosotras… y espero que haya bastantes, tú me lo vendiste como una apuesta segura.

La cámara los enfoca en un plano general y luego va  enfocando cada rostro que habla.

Jack- Pero yo no sé si tendremos beneficios…

Rudy- Si no los tenemos nos tendrás que regalar parte de tus bienes…

Jack- No, no puede ser, ¿me estáis gastando una broma?

La Patrona- Me ves a mí muy bromista… mira que me enfado.

Jack- Pero vosotros nos facilitaréis los locales para exponer, ¿verdad?

La Patrona- Por supuesto, pero más te vale que gusten los cuadros y que tengan éxito…

Jack- Todos queremos que se vendan…

La Patrona- Nosotros no queremos, os obligamos a vender…

Jack bebe del vaso de ginebra con hielo, se despide y se va. Llama a Susi… la cámara enfoca a cada uno cuando habla por teléfono.

Jack- Susi, la hemos cagado… la Patrona nos obliga a vender, si no lo logramos me quitará mis propiedades, además se va a quedar el 90 % de los beneficios.

Susi- Sabía que no nos teníamos que relacionar con esa gente… con quien mafioso se acuesta agujereado se levanta.

Jack- No me podía imaginar que eran tan deshonestos… tan sucios…

Susi- ¿Deshonestos y sucios?, te aseguro que son unos asesinos… el grupo de La Patrona hace lo que haga falta por sus intereses.

Jack- Y… ¿qué podemos hacer?

Susi- vender mis cuadros… los hemos de colocar en exposiciones y que gusten… ¿no creías tanto en ellos?

Jack- Sí, pero no me fío del gusto de la gente.

Susi- Joder, en que lío me has metido, yo… una sencilla cajera de supermercado…

Jack- Tal como hemos entrado en esta situación podremos salir…

Susi- ¿Cómo?

Jack- Tenemos que matar a la Patrona… la policía nos lo agradecerá.

Susi- Estás completamente loco… sabes los amigos que debe tener, no duraríamos en ningún lugar más de unos pocos días.

Jack- La Patrona tiene conocidos, pero a los que no les importaría sacársela del medio, tendrían más mercado para sus sucios negocios.

Susi- Sucios negocios, pero… no has vacilado para pedirle ayuda.

Jack- Era nuestra opción más segura para entrar en el mercado del arte…

Susi- ¿Segura?, vamos a salir del mercado del arte antes de entrar, el problema es que va a ser por morir… me veo bajo tierra.

Jack- Conozco a un tipo que hace trabajos sucios, él puede asesinarla.

Susi- Sí… y salimos de las manos de La Patrona para acabar en las manos de un asesino a sueldo…

Jack- ¿Ves alguna opción más?

Susi- Trabajar duro y darle las ganancias que quiere.

Jack- Ella nunca tendrá suficiente… querrá continuar robándonos nuestras ganancias hasta que no le sirvamos, y luego….

Susi- ¡Joder!, ten amigos para que te saquen los ojos, mira que confiar en tus ideas… estoy fatal…

Jack- Tranquila, yo solucionaré todo este asunto.

Susi- ¿Y qué?, ¿las vas a amenazar o directamente te la vas a cargar?

Jack- Lo segundo…

Susi- Estás completamente loco…

Jack- Voy a hablar con Pepe, es un amigo de hace años… a él le encanta limpiar la ciudad de escoria, nunca sospecharán que hemos sido nosotros…

Susi- Qué has sido tú, quieres decir.

Jack- Susi, ven a mi casa… así hablamos y nos relajamos…

Susi- Ahora me paso.

Jack- Hasta ahora… Susi…

Jack va rápido hasta su casa que no está lejos. Mientras camina, la cámara le enfoca desde atrás, se le ve de espaldas y a la gente con que se cruza… hay una voz en off…

Voz en off- Cuando la vida empieza a enredarse se ha de dar un paso atrás, pero Jack, cómo muchos otros, no conoce el significado del paso atrás, estudiar desde ese lugar la situación, y actuar en consecuencia… la vida urbana es dura, la ciudad es lo más parecido a una jungla, y todos queremos ser Tarzán… las similitudes entre desconocidos es abrumadora, ¿quizás estamos hecho con patrones?, seguro… ojo, que Jack va a matar a la Patrona, puede ser un alivio para la ciudad o crearse una guerra entre mafiosos y rateros, la vida sigue. Susi, parece que todavía no podrá triunfar en el mundo del arte, el estudio realizado por Sergio, ¿hará cambiar de parecer a la Patrona antes de su muerte?, la suerte está echada, cada uno ha de tirar sus dados, pero no ganará el más veloz sino el más regular…

 

 

 

Escena 13-

Jack está leyendo el periódico, en él está la necrológica de la Patrona… ha sufrido un ataque cardiaco, Jack llama a Susi…

Jack- Hola Susi, ¿sabes que La Patrona ha muerto?

Susi- No me lo creo…

Jack- Sí, de paro cardíaco…

Susi- Tenemos una suerte…

Jack- La exposición está apalabrada… La Patrona nos ha ayudado y luego se ha marchado en son de paz.

Susi- Pues preparémosla bien… ¿cuándo es?

Jack- La inauguración es dentro de dos meses…

Susi- Tengo diez lienzos que pueden servir…

Jack- Vas a pintar alguno más… ¿no?

Susi- En un mes tendré diez más…

Jack- Voy a llamar a Sergio…

Susi- Y yo a Sara…

 

 

Escena 14-

Están los cuatro cenando en un restaurante… Jack ha bebido bastante… suena música chill out de fondo. La cámara toma un plano general de la sala, y luego enfoca a quien habla.

Jack- Vamos a hacer la exposición de Susi y quiero celebrarlo.

Susi- Celebremos, celebremos que estamos de suerte.

Jack- La suerte se ha de buscar.

Sara- Vosotros la habéis buscado.

Sergio- Yo… que estaba rezando porque todo se fuese al traste…

Jack- Cabrón…

Sergio- Prudente… va y se os muere La Patrona a tiempo…

Jack- Brindemos por La Patrona…

Susi- Por ella.

Sergio- Susi, llevas un subidón… te has metido algo…

Susi- Tengo tres gramos de coca en el bolso… no queríais celebrar, pues celebremos a lo grande.

Sergio- Venga Susi, vamos al lavabo…

Susi- Si me mete mano, grito, tened los oídos atentos… no me fío de este.

Jack- Perro mordedor poco ladrador…

Sara- Ni ladra ni muerde…

Sergio- Ja, Ja, ja… aún te voy a dar una sorpresa.

Sara- Sí, por favor, dámela…

Hay una voz en off que va hablando, mientras se les ve a ellos bebiendo, brindando, riendo y disfrutando… la cámara les toma planos generales de ellos…

Voz en off- Las botellas de vino corren por la mesa, le felicidad los embarga, pero como todos los estados anímicos, son temporales, cada vez el jolgorio y la alegría va mostrando que es una alegría medio falsa, han ganado una batallita de la vida, pero la guerra, le guerra, es imposible ganarla ya que todos acabamos igual. La situación parece que va a fluir por un tiempo, Jack, no tendrá que salvar la economía de ninguno de los otros tres, aspiran a que las exposiciones se sucedan, esperan haber disparado el tiro certero que haga diana con el elixir de la vida… aunque pensándolo bien, elixires vitales solo hay dos, el amor y el sexo, fuera de eso todo es nimio, y si se sufre un poco de hipocondría, hasta con el amor y el sexo se puede llegar a sufrir…

Jack- Un último brindis, por la Patrona…

Dicen el resto a la vez- Por la Patrona.

Fin.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s